Vida

La mujer y el alcohol: Las nuevas verdades

La adicción al alcohol es un riesgo para la salud que no discrimina, ni por los ingresos, la educación o el sexo de la persona. Pregúntele a Elizabeth Vargas, de 51 años de edad, presentadora del noticiero “20/20” en la red de televisión, ABC. Su nombre saltó a los titulares recientemente después de que se registró en un programa de rehabilitación por abuso de alcohol.

De este modo, destacó el creciente problema del abuso de alcohol en las mujeres, dice David Vittoria, vicepresidente adjunto del Centro de Tratamiento de la Adicción y Recuperación ( Addiction Treatment & Recovery Center ) en South Miami Hospital. Lo que es más, su divulgación hace mucho para eliminar el estigma y las barreras que desalientan a muchas mujeres de reconocer o buscar tratamiento para el abuso de alcohol.

“Elizabeth Vargas tomó posesión de su enfermedad y la responsabilidad por el tratamiento. Ella hizo su condición pública con voz propia; el anuncio no vino de su agente o publicista”, dijo el Sr. Vittoria. ”Hizo la declaración por sí misma.”

Su declaración ofrecida a los medios de comunicación:

“Al igual que muchas personas, estoy lidiando con la adicción. Me di cuenta de que me estaba convirtiendo cada vez más dependiente del alcohol. Soy afortunada de haber reconocido que se estaba convirtiendo en un problema. Yo estoy en tratamiento… Como tantos otros me ocuparé de este desafío un día a la vez. Si manifestarme en público le da a otra persona el valor de buscar ayuda, estoy agradecida”.

Ella no está sola. El abuso de sustancias es un problema importante para los hombres y mujeres, de acuerdo con los estudios de investigación. El Centro Nacional de Adicción y Abuso de Sustancias de la Universidad de Columbia (CASA por sus siglas en inglés) informa que 40 millones de estadounidenses, aproximadamente el 16 por ciento de las personas de 12 años o más, tienen alguna forma de adicción al alcohol, nicotina o drogas. En base a estos resultados, el equipo de investigación de CASA destacó la adicción como el mayor problema de salud prevenible en los EE.UU.

Al ser una enfermedad crónica, el alcoholismo puede ser fatal y causar otras enfermedades mortales, como la insuficiencia renal, enfermedad hepática, el cáncer y las enfermedades del corazón.

“Muchas de las personas con trastornos relacionados con sustancias desarrollan otras dolencias físicas. Por desgracia, en todo el país, la adicción – causa subyacente de esas otras enfermedades – puede ir sin tratar, sobre todo para las mujeres”, dice el Sr. Vittoria (foto a la izquierda). Como las mujeres no encajan en estereotipos comunes relacionados con el abuso del alcohol, algunos médicos no reconocen los signos físicos de una adicción que de otra manera se verían claramente.

Aquí hay más información acerca de las mujeres y el abuso de alcohol:

¿Qué contribuye a la adicción al alcohol y otros trastornos de abuso de sustancias en las mujeres?

La adicción no es un problema de una sola dimensión, especialmente para las mujeres. En una mayor medida que los hombres, las mujeres con trastornos de sustancias son más propensas a:

• Falta de relaciones íntimas sanas.

• Haber experimentado algún tipo de trauma, incluyendo el abuso sexual o físico.

• Sufrir de depresión, ansiedad y estrés.

• Contar con una pareja que también abusa del alcohol u otras sustancias.

Factores genéticos y antecedentes familiares también juegan un papel en el abuso de sustancias para ambos sexos.

¿Cuáles son los riesgos del alcoholismo para la salud?

El Instituto Nacional de Alcohol y Alcoholismo (NIAAA por sus siglas en inglés) reporta que la adicción al alcohol o abuso coloca a las mujeres en un gran riesgo de daño hepático, hepatitis, enfermedades cerebrales, cáncer de seno y enfermedades del corazón.

“Beber en exceso aumenta el riesgo de convertirse en víctimas de la violencia y asalto sexual de la mujer”, según un informe del NIAAA, una división de los Institutos Nacionales de Salud.

Las estimaciones del Instituto que cerca de 5.5 millones de mujeres beben alcohol a niveles que sitúan la salud, la seguridad personal y el bienestar en riesgo.

¿Cuáles son las opciones de tratamiento?

La adicción afecta a las mujeres y los hombres, pero hay diferencias de género en los patrones de consumo y la recuperación, dice el Sr. Vittoria. Cada paciente recibe un plan de tratamiento personalizado en el Centro de Tratamiento de la Adicción y Recuperación ( Addiction Treatment & Recovery Center ) en South Miami Hospital. El plan de tratamiento multidisciplinario aborda los factores individuales que provocan la adicción, incluida la salud mental. Y teniendo en cuenta las diferencias culturales, sociales y físicas entre hombres y mujeres, los planes de tratamiento individuales reflejan las diferencias de género. Para las mujeres, las sesiones de terapia abordan el sexismo, las relaciones, el autoestima y las presiones relacionadas con la edad que pueden ser elementos claves del tratamiento.

“Con todos nuestros pacientes, les ayudamos a identificar las señales físicas, mentales y emocionales que desencadenan su consumo de alcohol”, dice Vittoria.

Elizabeth Vargas agradeció a sus compañeros de trabajo, amigos, su familia y la ABC, por su apoyo durante su batalla con la adicción al alcohol. Y a la vez, diversas voces de la comunidad el tratamiento de adicción están agradecidos por su honestidad.

“Ella es muy respetada y cumplida, y pinta un retrato diferente de los afectados por el alcohol”, dice Vittoria.”La oigo decir esto acerca de la adicción: ”Me adueño de ella, es mía. Esto es lo que estoy haciendo para recuperarme.”

Atención médica que piensa en usted

Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 13 hospitales, más de 23,000 empleados, 4,000 médicos y 100 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios.