Investigación

El cáncer de próstata: considerando opciones para las primeras etapas

Un nuevo estudio de hombres con cáncer de próstata en sus primeras etapas encontró que la cirugía y la radiación pueden ser opciones de tratamiento igualmente justificables.

Sin embrago un reporte publicado en la revista New England Journal of Medicine también esclarece la opción de simplemente depender del “monitoreo activo” del cáncer de próstata, el cual es igual a no optar por ningún tratamiento.

Los investigadores encontraron que las tasas de muerte por cáncer de próstata en hombres que fueron seguidos por más de 10 años eran bajas en general. Un total de 82,429 hombres entre 50 y 69 años de edad, fueron seguidos durante el estudio. Alrededor de 1 por ciento de los pacientes murieron 10 años después de ser diagnosticados. Pero la enfermedad tenía más probabilidades de regarse en los hombres que optaron por solamente monitorear su cáncer de próstata. Además, alrededor de la mitad de los hombres que comenzaron con el “monitoreo activo” optaron después por la cirugía o la radiación en algún momento.

“En un promedio de 10 años, la mortalidad específicamente por cáncer de próstata era baja, sin importar el tratamiento asignado, sin ninguna diferencia significativa entre los tratamientos”, afirmaron los autores del estudio. “La cirugía y la radioterapia estuvieron asociadas con una incidencia más baja de progresión y metástasis de la enfermedad que con el monitoreo activo”,

 ‘Monitoreo Activo’

La manera de tratar el cáncer de próstata en sus primeras etapas se ha convertido en un asunto de debate en la comunidad médica. El monitoreo activo incluye visitas médicas regulares, exámenes físicos de la próstata, biopsias periódicas y análisis de sangre para detectar el antígeno prostático específico, o PSA por sus siglas en inglés, el cual ahora se utiliza más ampliamente para seguir el progreso de la enfermedad. Se estima que entre un 40 y un 50 por ciento de los hombres en los Estados Unidos con cáncer de próstata en sus primeras etapas, ahora optan por el monitoreo activo. Y esta es una tendencia que parece estar creciendo.

Los hombres de 50 años o más deben realizarse rutinariamente un examen digital-rectal de la próstata como parte de su chequeo de salud general, y eso aún es considerado el examen inicial más confiable. El médico palpará la próstata para buscar áreas duras, abultadas o anormales. La mayoría de los hombres con una historia familiar de cáncer de próstata deben someterse a las pruebas de detección antes de los 50 años.

“La parte más importante para los hombres a esta edad es hacerse las pruebas con su médico, especialmente el examen físico”, afirmó , un oncólogo con Baptist Health South Florida. “Si el cáncer de próstata es diagnosticado temprano, hay varias opciones que usted puede discutir con su médico. Cada opción de tratamiento depende de muchos factores individuales incluyendo la edad y otras condiciones de salud subyacentes. Y por supuesto la progresión de la enfermedad”.

La tasa más alta de supervivencia de 5 años

Ha habido bastante progreso en el tratamiento de la enfermedad en los últimos 15 años, con varios medicamentos aprobados por la Administración de Drogas y Alimentos de los EE.UU. Cuando los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) publicaron su último reporte acerca de las tasas generales de supervivencia en el último año, el cáncer de próstata fue mencionado como el que tenía la tasa más alta de supervivencia de cinco años, en un 97 por ciento.

La altamente debatida prueba para detectar el PSA es un análisis de sangre para hombres mayores de 50 años, (o más jóvenes si están en alto riesgo), para ayudar a detectar el cáncer de próstata. Pero la prueba de PSA no es considerada como un indicador principal de la enfermedad debido a que los resultados son considerados inexactos y susceptibles a exageraciones de diagnóstico. La U.S. Preventive Services Task Force que está respaldada por el gobierno, no recomienda las pruebas de PSA para el cáncer de próstata. Además, el American College of Physicians (ACP) no las recomienda para hombres menores de 50 años ni mayores de 69.

“Ahora se ha establecido bastante bien que el PSA es de mejor utilidad para detectar la progresión del cáncer de la próstata, además del examen físico”, dijo el Dr. Muiña. “Existen muchos resultados falso-positivos asociados con una elevación en el PSA, por eso antes de que se considere cualquier tratamiento de primeras etapas, su médico debe haber diagnosticado completamente el cáncer de próstata a través de un examen físico y una biopsia”.

Los síntomas del cáncer de próstata

Según los CDC, algunos síntomas de cáncer de próstata son:

  • Dificultad para comenzar a orinar.
  • Flujo urinario débil o interrumpido.
  • Frecuencia urinaria, especialmente de noche.
  • Dificultad para vaciar completamente la vejiga.
  • Dolor o ardor al orinar.
  • Sangre en la orina o el semen.
  • Dolor en la espalda, caderas o pelvis que no se alivia.
  • Eyaculación dolorosa.

Si usted tiene cualquier síntoma inquietante, asegúrese de ver a su médico de inmediato. Tenga en cuenta que estos síntomas también pueden ser causados por otras condiciones además del cáncer de próstata.

Atención médica que piensa en usted

Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 13 hospitales, más de 23,000 empleados, 4,000 médicos y 100 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios.