BHMG Marrero Anxiety Screenings HERO

Vida

La crisis de salud mental en EE.UU. impulsa nuevas recomendaciones para la detección de la ansiedad

Una crisis de salud mental en los Estados Unidos ha llevado a un grupo de expertos a recomendar que los médicos de atención primaria empiecen a examinar a sus pacientes adultos para detectar trastornos de ansiedad.

 

La recomendación llega con retraso, según Christine Marrero, D.O., doctora de medicina familiar con Baptist Health Primary Care, quien cree que el país está enfrentando una epidemia de trastornos mentales con la ansiedad y la depresión siendo lo primero en la lista.

 

Christine Marrero, D.O.doctora de medicina familiar con Baptist Health Primary Care

 

"Veo ansiedad y depresión a diario en mi consulta", afirma la Dra. Marrero. "La queja más común que escucho de los pacientes es que se sienten fatigados o tienen problemas para dormir, que a menudo se asocian con depresión o ansiedad subyacentes".

 

La recomendación por la U.S. Preventive Services Task Force, publicada a principios de este mes en JAMA, la revista de la American Medical Association, surge de la preocupación por "una crisis de salud mental en aumento, con una preocupación creciente por la depresión, la ansiedad y el suicidio", según un informe del Washington Post.

 

Las nuevas directrices establecen que "los adultos asintomáticos de entre 19 y 64 años, incluyendo las mujeres embarazadas y las que están en la etapa de posparto, deben someterse a pruebas de detección de trastornos de ansiedad, mediante cuestionarios y otras herramientas de detección".

 

El mismo panel independiente de médicos y otros expertos – nombrado por el Departamento de Salud y Servicios Humanos – también emitió una recomendación el pasado octubre para que los niños de entre 8 y 18 años se sometan a pruebas de detección de la ansiedad.

 

La ansiedad adopta distintas formas  

"Cierto grado de ansiedad en la vida es normal", dice la Dra. Marrero. "Sin embargo, si te está impactando el sueño, la salud y el bienestar general, debes hablar con un proveedor de atención médica". Los médicos de atención primaria están en una posición única para ayudar a identificar si un paciente está sufriendo de ansiedad, dice, y para recomendar enfoques de primera línea para los tratamientos.

 

Según la Dra. Marrero, la ansiedad puede adoptar distintas formas y no siempre es evidente. "Sin embargo, si un paciente informa de que se irrita con facilidad, no puede dejar de preocuparse, tiene problemas para relajarse o se siente inquieto, o tiene una sensación de fatalidad inminente, como si algo malo estuviera a punto de suceder, entonces es cuando sé que no sólo estoy tratando algo físico".

 

La Dra. Marrero explica a estos pacientes que no están "locos" en lo absoluto y que hay muchísimos otros como ellos que también sufren ansiedad. "Les digo que veo esto todos los días – tanto como la presión alta y el colesterol alto – y que no hay nada malo en buscar ayuda", dice.

 

La mayoría de la gente sólo acude al médico cuando no se siente bien físicamente, o para sus chequeos físicos anuales y sus vacunas. Entonces, ¿cómo consigue un médico de atención primaria que un paciente hable de cómo se siente emocionalmente?

 

"Primero intento entablar una conversación, preguntándoles a qué se dedican en el trabajo, si tienen familia, ese tipo de cosas... sólo para hacerme una idea de dónde están", dice la Dra. Marrero. "También les pregunto cómo van las cosas en general y si hay algo más que no quieran compartir por el motivo que sea. Con un poco de insistencia, suele surgir algo".

 

Varios factores impulsan la ansiedad

¿Qué hay detrás de la epidemia nacional de ansiedad? La Dra. Marrero dice que una pandemia mundial que duró más de dos años contribuyó sin duda a nuestros niveles colectivos de ansiedad, pero señala también otros factores, como el aumento en el costo de la vida.

 

"Algunos de nuestros pacientes afirman que tienen que hacer trabajos extra o que se les exige más en el trabajo mientras luchan cada día por pagar necesidades básicas como la comida, los medicamentos y la vivienda", dice la Dra. Marrero. "Eso puede crear una tremenda cantidad de ansiedad, además de todas las demás tensiones diarias que trae la vida".

 

Pero la causa principal de la epidemia de ansiedad de nuestro país puede estar justo en las palmas de nuestras manos, cree la Dra. Marrero. Dice que varios de sus pacientes identifican las redes sociales como un desencadenante de su ansiedad.

 

"Prácticamente todos los adolescentes tienen un teléfono inteligente y viven su vida en las redes sociales", dice la Dra. Marrero. "Están constantemente comparándose con lo que publican otras personas y comparando sus páginas con las de los demás". Según ella, las redes sociales "no son nada beneficiosas para convertirse en un adulto seguro de sí mismo, bien adaptado y emocionalmente equilibrado".

 

Haciendo hincapié en el vínculo entre las emociones y la salud, la Dra. Marrero dice que puede ser "muy difícil" cuidar de la salud física si la salud emocional no se cuida primero. "Para algunas personas puede ser difícil hacer las cosas que son necesarias, como ir al médico para hacerse un chequeo", dice. "Pueden tener una ansiedad paralizante de que el médico vaya a encontrar algo malo".

 

La Dra. Marrero cree que es importante crear conciencia sobre la salud mental y trabajar para eliminar el estigma que hay detrás de esta, lo cual impide a muchas personas buscar ayuda.

 

"Las recomendaciones del panel son un paso importante para aumentar la concienciación y el diagnóstico de la ansiedad y dirigir a los pacientes hacia los recursos adecuados para su tratamiento ", afirma la Dra. Marrero. "La gente a menudo no se da cuenta de que sus síntomas pueden no ser necesariamente de naturaleza física, sino que en realidad se deben a una ansiedad subyacente".

 

Atención médica que piensa en usted

Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 12 hospitales, más de 27,000 empleados, 4,000 médicos y 200 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios. 

Language Preference / Preferencia de idioma

I want to see the site in English

Continue In English

Quiero ver el sitio en Español

Continuar en español