Investigación

El virus del papiloma humano en la mujer

Se habla mucho acerca del virus del papiloma humano (HPV por sus siglas en inglés) y su vinculación con ciertos tipos de cáncer oral, de cuello y cervical. Pero tal vez usted no sepa que el HPV es tan común que la mayoría de las personas (hombres y mujeres) tienen algún tipo de HPV en su vida.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades estiman que 79 millones de estadounidenses que actualmente llevan HPV y cada año, 14 millones de personas se convertirán en nuevos infectados.

“El HPV es frecuente en nuestro medio, con más de 100 tipos de virus, que varían en grado de bajo riesgo a alto riesgo y muchos riesgos en el medio”, dice el Dr. Raymond Whitted, M.D., obstetra y ginecólogo en West Kendall Baptist Hospital. “Después de su primera relación sexual, el 20 por ciento de las mujeres serán HPV positivas, y para cuando una mujer tiene 50 años, ella ha tenido algún tipo de virus“. Pero, dice, la mayoría de estos virus no se conviertan en cáncer.

Para las mujeres, los problemas de salud más comunes asociados con el HPV son las verrugas genitales y el cáncer cervical, aunque el HPV también se ha relacionado con otros tipos de cánceres. “Básicamente, los síntomas del HPV por lo general no existen”, dice el Dr. Whitted. “El HPV puede aparecer como una verruga genital o algo que se parece a una verruga, o ser diagnosticado en el examen pélvico anual cuando el PAP (examen de Papanicolau) regresa como anormal”.

“Si usted tiene un PAP anormal, hay muchos diferentes tipos de opciones de tratamiento disponibles después de que se toma una biopsia“, dice el Dr. Whitted. “El nivel de la biopsia determina el tratamiento. Si la biopsia es de grado bajo, el tratamiento puede ser tan sencillo como cambiar su estilo de vida por no fumar, limitar el consumo de alcohol, comer saludable y descansar lo suficiente. Otra forma de tratamiento es la terapia antioxidante, que generalmente resuelve el 80 por ciento de los casos”.

Para los resultados del PAP de grado superior, el tratamiento es congelar el cuello del útero en el consultorio o realizar una biopsia de cono en el consultorio o en un ambiente quirúrgico ambulatorio, con la recomendación que la paciente regrese cada seis meses para las pruebas PAP hasta que las pruebas sean normales durante varios meses.

“Sin embargo, el principal tratamiento es la reducción de la exposición al virus mediante el uso de condones, mientras que haya actividad sexual”, dice el Dr. Whitted. “Contraer el virus del HPV no se puede prevenir. El virus ha estado ahí desde siempre. Usted podría atormentarse preguntando, “¿Cómo me ha pasado esto?” y nunca saber. Recibir un diagnóstico de HPV no significa que alguien ha sido infiel – es sólo un virus más”.

Recientemente, la Administración de Alimentos y Drogas de los EE.UU.  (FDA) por sus siglas en inglés) aprobó la prueba de HPV como el primer paso en la detección del cáncer cervical para mujeres de 25 años o más, pero usted tiene que poner de su parte también. “El uso de condones y tener una sola pareja sexual podría ayudar, pero no es una garantía”, dijo el Dr. Whitted. “Someterse a exámenes regulares es la clave para la detección temprana. ”

 

Atención médica que piensa en usted

Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 13 hospitales, más de 23,000 empleados, 4,000 médicos y 100 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios.