Investigación

Salud hispana: Diabetes y enfermedades del hígado son las mayores preocupaciones

Los hispanos en los Estados Unidos tienes tasas más bajas de mortalidad que los blancos no-hispanos debido a las 10 mayores causas de muerte, con tres excepciones – hay más muertes entre los hispanos por causa de la diabetes y la enfermedad crónica del hígado, con cifras similares de muerte por causa de las enfermedades renales, según nuevos datos publicados por los Centros Para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE.UU. (CDC por sus siglas en inglés).

Los CDC recientemente reportaron acerca de la salud hispana como parte de su serie mensual “Vital Signs”. Los hispanos constituyen la población étnica más grande de los Estados Unidos; alrededor de uno de cada seis residentes.

Mientras tanto, el Sur de la Florida está entre las tres mayores ciudades metropolitanas con la concentración más grande de hispanos. Los CDC creen que los hispanos pueden beneficiarse al “aprovechar los programas existentes para mejorar los servicios de salud de la comunidad y para obtener acceso a la atención preventiva”.

Las enfermedades del corazón y el cáncer son las dos causas principales de muerte entre los hispanos, representando alrededor de 2 de cada 5 muertes, lo cual es igual para los blancos no-hispanos. Y la tasa de muerte en general entre los hispanos estadounidenses es un 24 por ciento más baja que la de los blancos no-hispanos.

El manejo de las enfermedades crónicas

Sin embargo, los hispanos tienen un 50 por ciento más de probabilidad de morir por causa de diabetes o de enfermedades del hígado que los blancos. He aquí otras diferencias señaladas en el reporte de los CDC con relación a la salud de los hispanos, en comparación con los blancos no-hispanos:

  • 35 por ciento menos enfermedades cardiacas y 49 por ciento menos cáncer;
  • 24 por ciento menos presión sanguínea mal controlada;
  • 23 por ciento más obesidad;
  • 28 por ciento menos pruebas de detección colorrectales.
  • “En el Sur de la Florida, sabemos que es importante para los hispanos el manejar las enfermedades crónicas tales como la diabetes y la hipertensión”, dijo Tatiana Ivan, M.D., doctora de Baptist Health Medical Group con el Family Medicine Center de Baptist Health Primary Care en West Kendall Baptist Hospital.  “Pero tiene que haber más conciencia acerca de la importancia de estar al tanto de los factores de riesgo para las enfermedades cardiacas y de mantener un estilo de vida saludable, incluyendo la dieta y el ejercicio”.

    En la comunidad Hispana, al igual que en otras culturas diversas a través de los Estados Unidos, la nutrición adecuada en la forma de una dieta balanceada se pasa por alto a menudo a través de las generaciones. Los alimentos altos en azúcar y en grasas poco saludables, y la insuficiencia de frutas, vegetales y granos enteros, son comunes entre los hogares hispanos, dijo la Dra. Ivan. Esa mentalidad tiene que cambiar, como es evidente por el hecho de que los hispanos tienen 23 por ciento más probabilidad de ser obesos que los blancos no-hispanos.

    Pero hay progreso en general. Las estadísticas de los CDC demuestran que un 35 por ciento de los hispanos tienen menos probabilidad de sufrir de enfermedades cardiacas, en comparación con los blancos no-hispanos.

    Los hogares hispanos a menudo son grandes con tres generaciones, y la generación del medio está usualmente compuesta por una pareja que cuida a sus hijos y a sus padres. Esta “generación del sándwich” se preocupa por la salud de los demás, pero tiende a ignorar la suya propia.

    “Los niños y los abuelos a veces reciben atención de salud, pero la familia entera debe poner atención a los hábitos saludables y a los chequeos de salud regulares”, dijo la Dra. Ivan.

    Los subgrupos hispanos

    Los riesgos de salud pueden variar grandemente según el subgrupo de hispanos, señalan los CDC. Por ejemplo, un 66 por ciento más de puertorriqueños que mejicanos fuman. La tasa de fumadores entre los hispanos (un 14 por ciento) es menos común que entre los blancos no-hispanos (un 24 por ciento). Pero la tasa de fumar es más alta entre los varones puertorriqueños (26 por ciento) y los varones cubanos (22 por ciento). En general, alrededor de un 18 por ciento de los estadounidenses fuman cigarrillos regularmente.

    Los riesgos varían para los hispanos nacidos en los EE.UU y los nacidos en el exterior
    Los riesgos también dependen de cierta forma en si usted es nacido en los EE.UU. o en otro país. En comparación con los hispanos nacidos en los EE.UU., los hispanos nacidos en el exterior tienen:

  • Alrededor de la mitad de enfermedad cardiaca;
  • 48 por ciento menos cáncer;
  • 29 por ciento menos presión alta;
  • 45 por ciento más alto colesterol total.
  • Factores sociales

    Los CDC añaden que los factores sociales juegan un gran papel en la salud de los hispanos. Entre los hispanos que residen en los Estados unidos:

  • Alrededor de 1 de 3 no terminó la escuela secundaria.
  • Alrededor de 1 de 4 vive por debajo de la línea de la pobreza;
  • Alrededor de 1 de 3 no habla bien el inglés.
  • Además, los hispanos tienen casi tres veces más probabilidad de no tener seguro que los blancos.

    Pasos hacia una mejor salud

    Los CDC añaden: “Los hispanos en los EE.UU. son en promedio, casi 15 años más jóvenes que los blancos, por eso los pasos que tomen ahora para prevenir las enfermedades pueden llevarlos muy lejos”. Los CDC recomiendan que los hispanos sigan los siguientes pasos, los cuales a su vez siguen muy de cerca los pasos que pueden tomar todos los estadounidenses para mejorar su salud:

  • Hable con su médico u otro profesional de la salud acerca de cuáles pruebas de detección de cáncer debe hacerse y cuán a menudo, especialmente si usted tiene un historial familiar de cáncer. Dé seguimiento a cualquier resultado que no sea normal.
  • Haga un gran esfuerzo por seguir los consejos de salud comprobados tales como dejar de fumar, tomarse sus medicamentos para controlar la presión y el colesterol, y mantener un peso saludable tomando por lo menos una caminata rápida de 10 minutos, 3 veces al día, 5 días por semana.
  • Aprenda acerca de la diabetes y cómo prevenir la diabetes tipo 2.
  • Coma una dieta saludable que sea baja en sodio, baja en grasa total, grasa saturada y colesterol, y rica en frutas y vegetales frescos.
  • Atención médica que piensa en usted

    Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 13 hospitales, más de 23,000 empleados, 4,000 médicos y 100 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios.