Investigación

Sugerencias saludables para almuerzos para el regreso al colegio

Según usted se prepara para que regresen sus pequeños al colegio, ¿cómo va a asegurar que lo está haciéndo de la forma más saludable?

En la escuela, los niños pasan el día aprendiendo nuevas cosas y explorando diferente ideas. Sabiendo que están recibiendo la nutrición apropiada ayudará a asegurar que se comportan bien y pasen los días atentos. También puede ayudarlos a mantener un peso saludable y establecer buenos hábitos alimenticios. He aquí algunas sugerencias para recordar durante este año escolar:

Antes que los niños salgan por la puerta o entren en su primera clase, asegúrese que han comido un desayuno bien balanceado. Las investigaciones muestran que romper el ayuno de la noche con una comida bien balanceada puede hacer una gran diferencia en su salud y bienestar general, especialmente en los niños y adolescentes. El almuerzo también juega un papel crítico en la salud general del niño y su rendimiento escolar. Cuando los niños saltan el almuerzo, posiblemente tendrán problemas concentrándose en sus clases durante la tarde, falta de energía para los deportes y actividades después de horas escolares y posiblemente coman más chucherías de escaso valor nutritivo.

La meta, tanto para el desayuno como el almuerzo, es una comida rica en nutrientes para energizar el cerebro y cuerpo del niño durante el día completo. El truco está en brindarles comidas que no solamente tengan poder nutritivo sino también que sean agradables a la vista.

Envuelva a los niños en la toma de decisiones

Cuando los niños ayudan a planear o preparar una comida saludable, tendrán más probabilidad de comérsela y probar alimentos nuevos. Si la escuela de su hijo tiene un programa de almuerzo, revisen los menús juntos y escojan los que él o ella disfrute. El niño tendrá más probabilidad de comer un almuerzo que se prepara en la casa, creando un sistema que funcione para ambos. Acuerden lo que va a llevar para cada almuerzo.

Mantenga las guías nutricionales en mente
Una comida bien balanceada debe contener una combinación de lo siguiente: una fuente de proteína, granos integrales, producto lácteo bajo en grasa (o un sustituto lácteo) y al menos una fruta y un vegetal.

Muestra de un menú:
Desayuno:

  • Un huevo duro.
  • Tostada de pan integral.
  • Algunas secciones de naranja.
  • 6-8 oz. de leche baja en grasa (dependiendo de la edad del niño).

Almuerzo:

  • Quesadillas hechas en casa (rellenas con queso bajo en grasa, pasta de frijoles negros y salsa).
  • Lascas de manzana con una cucharada de mantequilla de maní natural (o una alternativa como nueces/semillas/mantequilla de soya).
  • Un acompañante de lascas de pepino y tomates.

Animar a su hijo a hacer una lista de lo que le gusta en cada categoría le ayudará a usted a preparar un almuerzo novedoso y divertido así como facilitará planear las comidas. Por ejemplo: “Los vegetales que comeré en mi almuerzo son: zanahorias pequeñas con humus, tomaticos con aliño ranch, pepinos o una mini ensalada”.

Sugerencias para un menú variado:

Si su hijo se aburre con sándwiches, varíe su reportorio rápidamente utilizando:

Wraps (que vienen ahora en una variedad de colores y sabores)

• Sándwiches de galletitas (los ingredientes tradicionales en galletas redondas o cuadradas). Puede hacer sus propias comidas estilo “Lunchables” añadiendo cubitos de queso, pollo o jamón, etc.

• Pequeñas ensaladitas con proteína (quesos, nueces, frijoles).

• Sándwiches sin pan, como una carne de lunch enrollada alrededor de un palito de queso.

• Envoltorios de lechuga con humus y otras pastas o rellenos favoritos. (Puede usar las hojas de diferentes tipos de lechuga, como bib o romaine, col, etc.)

Hacer un menú semanal realmente puede ayudarle a mantenerse enfocado. Tome tiempo durante el fin de semana para preparar alimentos que requieren más tiempo.

Haga el envoltorio atractivo.

Escoja bolsas de lunch que puede volver a utilizar o una caja con los personajes o colores favoritos del niño. Haga los alimentos lo más coloridos y brillantes que pueda. Diviértase con diferentes formas (use cortadores de galletitas en sándwiches y frutas).

Así que mientras termina de hacer su lista del mercado para el regreso al colegio, asegúrese de llenar su refrigerador con ingredientes frescos y saludables que mantenga a los pequeños bien alimentados y enfocados mientras exploran el mundo.

Para información adicional sobre cómo preparar comidas nutritivas y saludables les recomiendo que visiten los siguientes websites: Servicio de Alimentos y Nutrición de USDA , Choosemyplate.gov, y Kids eat right.

Acerca de Natalie Castro-Romero, M.S., R.D., LDN
Natalie Castro-Romero es la Principal dietista de bienestar para el bienestar corporativo en Baptist Health South Florida. Obtuvo su grado en nutrición y dietética de la Florida International University.  Terminó su maestría en nutrición y la ciencia de ejercicio en la State University of New York, University en Buffalo. La Sra. Romero está certificada en control de peso en adultos y trabaja apasionadamente para mejorar la salud tanto de adultos como de niños. Su experiencia clínica incluye trabajar con pacientes que sufren trastornos gastrointestinales y pacientes en estado crítico o cuidados intensivos. Además, ha realizado investigaciones en comportamiento alimentario y obesidad pediátrica. Su investigación ha sido publicada en varias revistas médicas revisadas por sus colegas.

 

 

 

Atención médica que piensa en usted

Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 12 hospitales, más de 27,000 empleados, 4,000 médicos y 200 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios. 

Language Preference / Preferencia de idioma

I want to see the site in English

Continue In English

Quiero ver el sitio en Español

Continuar en español