Un tratamiento no invasivo para el cáncer de la piel mejora los resultados de los pacientes y protege la piel sana

Un tipo de radioterapia dirigida que suele utilizarse para tratar los cánceres ginecológicos también se está empleando para tratar a pacientes con cánceres de la piel no melanoma, como los carcinomas de células basales y de células escamosas, según una especialista en cáncer del Lynn Cancer Institute de Boca Raton Regional Hospital, que forma parte de Baptist Health.

Hina Saeed, M.D., directora auxiliar de oncología radioterápica de Lynn Cancer Institute en Baptist Health City en Boynton Beach, afirma que el Instituto, bajo la dirección de su director médico de oncología radioterápica, el Michael Kasper, M.D., ha sido durante años un líder nacional tanto en la braquiterapia como en el tratamiento y la educación del cáncer de la piel.

Hina Saeed, M.D., directora auxiliar de oncología radioterápica de Lynn Cancer Institute en Baptist Health City en Boynton Beach

“Ahora tenemos la capacidad de tratar a los pacientes con cáncer de la piel y cáncer ginecológico con braquiterapia aquí en Baptist Health City, pero llevamos más de 20 años utilizándola en el Instituto en Boca Ratón para tratar este tipo de cánceres con éxito”, dice la Dra. Saeed. Los pacientes con melanoma – una forma mucho más seria de cáncer de la piel debido a su capacidad de hacer metástasis sin ser detectados durante meses o incluso años – suelen necesitar radioterapia de haz externo combinada con una terapia sistémica como la quimioterapia y la inmunoterapia, dice ella.

La ventaja principal de la braquiterapia, según la Dra. Saeed, es su capacidad para destruir las células cancerosas preservando la piel sana. “Tradicionalmente, los cánceres de la piel se extirpan quirúrgicamente por medio de una escisión, un procedimiento sencillo en la consulta que puede realizarse con anestesia local”, afirma la Dra. Saeed. “Sin embargo, esto a veces puede dejar pequeñas cicatrices y, dependiendo de la ubicación y el tamaño de su cáncer, algunos pacientes optan por la cirugía plástica después para minimizar las cicatrices y mantener su aspecto ‘perfecto’”.

Un procedimiento ambulatorio sin cirugía, anestesia, cicatrices ni efectos secundarios a largo plazo

Con la braquiterapia, un pequeño dispositivo colocado en la piel administra altas dosis de radiación (HDR por sus siglas en inglés) directamente a las células cancerosas durante cuatro a ocho minutos. Este procedimiento ambulatorio no requiere cirugía ni anestesia, y no deja cicatrices ni tiene efectos secundarios a largo plazo, afirma la Dra. Saeed. Cada paciente recibe un plan de tratamiento individualizada que tiene en cuenta su anatomía única y la ubicación exacta de su tumor.

Hina Saeed, M.D., y un colega de Lynn Cancer Institute en Baptist Health City muestran el dispositivo Flexitron que se utiliza para tratar el cáncer de la piel y los cánceres ginecológicos

“La braquiterapia es muy eficaz para tratar el cáncer, especialmente cuando la cirugía no es una opción. También es una opción atractiva para los pacientes con cáncer de piel no melanoma porque el procedimiento permite una excelente cosmesis, o preservación del tejido sano, con mínimas reacciones de la piel y excelentes resultados”, explica la Dra. Saeed. “Se daña mucho menos el tejido sano porque no tenemos que quitar un trozo de piel junto con las células cancerosas”. Además, ella dice que los pacientes con cáncer de la piel tratados con braquiterapia HDR suelen tener una baja probabilidad de recurrencia.

Otra ventaja, según la Dra. Saeed: “Como sólo utilizamos HD, el tiempo total de tratamiento se comprime, ya que cada sesión dura sólo unos minutos y un total de seis a diez tratamientos es adecuado para la mayoría de los pacientes”. Además, como Lynn es un centro oncológico de gran volumen, sus fuentes de radiación se sustituyen con más frecuencia, lo que también se traduce en tiempos de tratamiento más rápidos para los pacientes, dice ella.

La prevención del cáncer de la piel comienza con la seguridad en el sol

La Dra. Saeed recuerda a los pacientes que, al igual que con la mayoría de los cánceres, la prevención y las evaluaciones periódicas pueden contribuir en gran forma a mantener la piel sana y libre de cáncer. “La mejor manera de protegerse contra el cáncer de la piel es evitar la exposición al sol, especialmente durante las horas cuando es más fuerte, entre las 10 a.m. y las 4 p.m.”, aconseja la Dra. Saeed.

Sin embargo, la Dra. Saeed también entiende que, aquí en el Sur de la Florida, a la gente le encanta estar al aire libre durante todo el año. “No salir al aire libre durante el mediodía no siempre es una opción”, reconoce el. “Mi consejo es usar un sombrero de ala ancha y ropa con un factor de protección solar (SPF) que cubra la mayor parte posible de la piel expuesta, y luego usar protector solar para cubrir cualquier otra área que aún esté expuesta”.

En cuanto a las evaluaciones, la Dra. Saeed dice que si usted vive en el Sur de la Florida, debe visitar a un dermatólogo especializado en el diagnóstico y el tratamiento del cáncer de la piel por lo menos una vez al año para hacerse una evaluación completa. Dependiendo del paciente, de su historial y de su tipo de piel, un examen de pies a cabeza suele durar sólo 15 minutos más o menos, dice ella.

“No importa el tiempo que usted pase bajo el sol. El mero hecho de ir y venir del carro cuando se sale en pleno día puede exponerle a los peligrosos rayos del sol, incluso cuando está nublado”, advierte la Dra. Saeed. “Tampoco importa el color de su piel. El cáncer de la piel no es poco común en las poblaciones negras y afroamericanas”.

Atención médica que piensa en usted

Con centros de excelencia reconocidos a nivel internacional, 13 hospitales, más de 23,000 empleados, 4,000 médicos y 100 centros ambulatorios, de atención de urgencias y consultorios médicos en los condados de Miami-Dade, Monroe, Broward y Palm Beach, Baptist Health es una institución emblemática en las comunidades del sur de Florida en las que prestamos servicios.