En el año fiscal 2021, Baptist Health proporcionó 403,2 millones de dólares en atención caritativa total y beneficios comunitarios, lo que refleja su compromiso continuo de servir a los menos afortunados.

Nuestra historia con la atención médica de caridad

Como organización de salud sin fines de lucro y basada en la fe, proporcionar atención médica gratuita a los necesitados ha sido una parte integral de la misión de Baptist Health a lo largo de nuestra historia en el sur de Florida.

Ni las leyes estatales ni las federales imponen niveles de atención caritativa, pero Baptist Health tiene el profundo compromiso de brindar una atención compasiva y de alta calidad tanto a los pacientes asegurados como a los no asegurados. Uno de los principios rectores de Baptist Health es no negar jamás la atención necesaria por razones médicas a un residente de nuestra comunidad que no tenga seguro y no pueda pagar. Creemos que la política de atención de caridad de Baptist Health es un modelo en la industria.

La atención caritativa es la prestación de servicios gratuitos a pacientes no asegurados que carecen de medios para pagar. Cuando proporcionamos atención de caridad, sabemos desde el principio que no vamos a recibir ningún pago y aceptamos tratar al paciente de forma gratuita. Otro tipo de atención médica por la cual no recibimos reembolso es el déficit de Medicaid, la diferencia entre lo que nos paga el estado de Florida y nuestro costo.

Conforme se ha agravado la crisis de personas sin seguro en Florida, hemos ampliado nuestros esfuerzos para proporcionar atención caritativa a quienes la necesiten y para dar a conocer al público esta ayuda a través de esfuerzos de difusión en la comunidad, publicidad e información suministrada a nuestros pacientes.

Según el estado de Florida, la atención de caridad se define como la atención prestada de manera gratuita a personas cuyos ingresos familiares equivalgan hasta el doble del nivel de pobreza. Pero nosotros vamos más allá: dispensamos atención médica gratuita incluso a personas cuyos ingresos familiares triplican el nivel federal de pobreza (es decir, equivalentes al 300%). Por ejemplo, para una familia de cuatro personas, el nivel de pobreza es de $24,300 al año, por lo que una familia con unos ingresos familiares de hasta $72,900 podría optar a la atención caritativa.

El importe de la atención caritativa proporcionada varía según la ubicación de cada hospital de Baptist Health y la economía de su área de servicio. Por ejemplo, Homestead Hospital ofrece el 9% de sus servicios de forma gratuita a los pacientes sin seguro, el porcentaje más elevado de todos los hospitales del condado de Miami-Dade. Mariners Hospital presta el 6% de sus servicios como atención de caridad. Ambos hospitales están situados en zonas en las que los trabajadores a tiempo parcial o de temporada quizá no tengan acceso a un seguro médico.

Además de nuestros 12 hospitales y centros ambulatorios locales, trabajamos codo a codo con otras organizaciones y con nuestros médicos para ofrecer atención gratuita a través de cuatro clínicas comunitarias de medicina primaria: Open Door Health Center de Homestead, Good News Care Center de Florida City, Good Health Clinic de Tavernier y South Miami Children's Clinic.

Nuestras prácticas de cobranza son razonables y compasivas. Ofrecemos planes de pago a plazos sin intereses y descuentos a los pacientes que pagan de su propio bolsillo.

Nuestra política con respecto a la atención de caridad refleja nuestro deseo de retribuir generosamente a la comunidad a la que servimos. No podemos resolver unilateralmente la crisis de seguro médico, pero seguimos siendo fieles a nuestra misión de ofrecer una atención médica de máxima calidad a quienes necesitan nuestros servicios, independientemente de su situación económica.

Requisitos para recibir atención de caridad

Requisitos para recibir atención de caridad

Como organización basada en la fe, asumimos con seriedad nuestra misión de ayudar a los necesitados. Proporcionamos atención con descuento a las personas que no tienen seguro médico y que reúnen los requisitos para nuestro programa de asistencia financiera.

Los pacientes que no tengan seguro pueden beneficiarse de descuentos en función de los ingresos familiares. Dispensamos atención médica gratuita incluso a personas cuyos ingresos familiares triplican el nivel federal de pobreza (es decir, equivalentes al 300%). La atención de caridad solo se ofrece para los servicios que sean necesarios por razones médicas. Los importes adeudados en el marco del programa de asistencia financiera se limitan a los que se facturan normalmente a personas que tengan seguro médico.

Todos los años se actualizan los criterios que utilizamos para determinar la elegibilidad de la ayuda financiera. La Junta de Administración de Baptist Health, conformada íntegramente por voluntarios de la comunidad, revisa los criterios para aumentarlos o disminuirlos.

Para solicitar atención gratuita o a precio reducido, debe llenar una solicitud de asistencia financiera. Para obtener más información o ayuda con el proceso de solicitud de asistencia financiera, comuníquese por teléfono con un asesor financiero.