Si usted está vacunado, he aquí los hechos acerca de las infecciones en vacunados

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

3 de August de 2021


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

La mejor manera de protegerse a usted mismo y a su familia de la COVID-19 y su más severa variante delta, es de vacunarse. La gran mayoría de las infecciones y las hospitalizaciones ocurren entre las personas que no han sido inoculadas, pero más estadounidenses vacunados están reportando que han resultado positivos para la COVID-19.

El término “infecciones en vacunados”, se refiere a alguien que recibió una de las vacunas contra la COVID-19 y ha resultado positivo para el virus más de 14 días después de haber sido completamente vacunado. Aunque estas infecciones en vacunados están siendo reportadas más ampliamente, permanecen raras y son generalmente leves, según enfatizan los expertos en enfermedades infecciosas.

Raras y leves

Las infecciones en vacunados son generalmente leves, y a menudo asintomáticas. La gran mayoría de estas no requieren hospitalización.

“Las vacunas protegen contra la enfermedad severa y la muerte, y eso no ha cambiado con la dominancia de la variante delta”, explica Madeline Camejo, M.S., Pharm.D., oficial principal de farmacia y vicepresidenta de servicios de farmacia para Baptist Health South Florida. “El aumento que estamos viendo en las hospitalizaciones es primordialmente entre las personas no vacunadas entre las edades de 25 a 50 años”.

La Dra. Camejo añade que los oficiales de salud pública recientemente reintegraron las recomendaciones para el uso de las mascarillas faciales para las personas vacunadas debido a la mayor capacidad de la variante delta de ser transmitida entre las personas, incluso entre aquellas personas que han recibido sus dosis completas de las vacunas.

“Mientras que las personas vacunadas pueden transmitir la COVID-19, especialmente por medio de la variante delta, aún están protegidas de enfermarse de gravedad”, dijo la Dra. Camejo. “No importa la variante en cuestión, no hay forma de saber con certeza cómo la COVID-19 puede afectarle, incluso si usted no está en mayor riesgo para desarrollar complicaciones severas. Por eso, a pesar de las infecciones en vacunados, usted debe vacunarse”.

Sergio Segarra, M.D., oficial médico principal de Baptist Hospital, dijo que las personas vacunadas deben seguir tomando las precauciones necesarias. Sin embargo, los casos en vacunados no deben disuadir a nadie de vacunarse, incluso a los adultos jóvenes saludables.

“Desafortunadamente, yo pienso que la progresión de esta enfermedad aumentará”, dijo el Dr. Segarra. “Estamos viendo mucha más mortalidad entre las personas más jóvenes, productivas y saludables en nuestra sociedad. Nuestros hospitales están estresados a niveles críticos, y más de un 90 por ciento de los infectados son personas que no han sido vacunadas. Además, estamos viendo un aumento en los casos de infecciones en vacunados”.

Los envejecientes y las personas inmunocomprometidas son más vulnerables

Los expertos en enfermedades infecciosas dicen que las personas envejecientes o de tercera edad, los que tienen sistemas inmunológicos comprometidos o los que tienen condiciones de salud subyacentes están en mayor riesgo para las infecciones en vacunados. La edad y las enfermedades crónicas pueden afectar la capacidad natural del cuerpo para desarrollar una respuesta inmune a un virus invasor. Las personas que están inmunocomprometidas debido a una enfermedad subyacente a menudo no pueden fabricar la cantidad de anticuerpos necesarios para combatir las infecciones.

“Los más vulnerables en la población, incluyendo los adultos mayores con sistemas inmunológicos comprometidos u otras condiciones crónicas, deben usar mascarillas faciales y seguir practicando el distanciamiento social incluso después de haberse vacunado”, dice la Dra. Camejo.

Las personas vacunadas que contraen infecciones en vacunados puede que no sepan que están infectadas, ya que muchas no desarrollan síntomas. Para aquellos que se han vacunado y se sienten mal, los síntomas usualmente no duran mucho tiempo y son más leves que para las personas que contraen la COVID-19 sin haberse vacunado. Esos síntomas probablemente incluirán tos, fiebre, dolores de cabeza y fatiga, según los estudios recientes.

Protección contra la variante delta

Desde la emergencia de la altamente contagiosa variante delta, los investigadores han aprendido que las vacunas ofrecen protección eficaz contra esta cepa dominante de la COVID-19. Sin embargo, añaden que las infecciones en vacunados son más probables con la variante delta, aunque la enfermedad severa y la hospitalización permanecen muy poco probables.

Los nuevos estudios también ofrecen un mejor conocimiento del mecanismo de la variante delta. Los últimos datos revelan que esta puede propagarse entre dos y tres veces más rápido que la versión original de la COVID-19. Los investigadores también han encontrado que la variante delta crece más rápidamente dentro de las vías respiratorias de una persona infectada y a niveles mucho más altos.

“La variante delta hace más crítico que todo el mundo que sea elegible se vacune”, dice la Dra. Camejo.

Tags: ,