Miami Cancer Institute: Luchando contra el cáncer y manteniendo a salvo a los pacientes

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

30 de June de 2020


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

Miami Cancer Institute se ha mantenido completamente operativo durante toda la pandemia de la COVID-19 mediante la aplicación de medidas de precaución extremas para garantizar la seguridad mientras ofrece tratamientos que salvan vidas.

Hoy en día, a medida que avanzamos hacia la etapa de recuperación como comunidad, el Instituto cuenta con la dotación completa de personal y tiene a disposición toda la gama de tratamientos.

“Puesto que las personas con cáncer tienen un riesgo más alto de contraer la COVID-19, rápidamente aplicamos medidas exhaustivas de prevención, que a menudo superan lo que exigen las directrices de los CDC” comentó el Dr. Michael J. Zinner, principal oficial ejecutivo y director médico ejecutivo de Miami Cancer Institute. “Ahora que hemos superado la crisis inicial hemos implementado un plan de recuperación que incluye prácticas meticulosas. Deseamos que todos los pacientes sepan que, si han pospuesto su atención, pueden comenzar o proseguir con su tratamiento de forma segura”.

Entre las medidas innovadoras que ha aplicado el Instituto para combatir el virus se encuentran el uso de robots con luz ultravioleta que exterminan gérmenes y sofisticados programas computarizados que llevan control de la exposición y los diagnósticos de COVID-19. Desde su inauguración en 2017, el Instituto cuenta con un sistema de filtración con luz ultravioleta y filtros HEPA que supera la norma de calidad de aire para instalaciones médicas y un procedimiento de esterilización especial, todo lo cual demuestra la previsión de la organización.

Para ofrecer la mejor atención oncológica en un entorno seguro, las medidas de seguridad adaptadas comprenden un proceso de despistaje de COVID-19 de varios pasos con la opción de realizar rápidamente pruebas a pacientes y empleados, así como también rastreo de contactos cuando sea necesario; un servicio de inscripción, alta y pago por servicios, sin contacto con nadie; y la continuación de las políticas que limitan las visitas y el tráfico peatonal en los edificios, así como también pruebas gratuitas de COVID-19 para todos los pacientes, antes de iniciar un tratamiento de quimio o radioterapia. Además, todos los pacientes, médicos y el personal deben usar las mascarillas que les proporcione el Instituto.

“Ahora que hemos superado la crisis inicial hemos implementado un plan de recuperación que incluye prácticas meticulosas” Deseamos que todos los pacientes sepan que, si han pospuesto su atención, pueden comenzar o proseguir con su tratamiento de forma segura”.

La información reunida a través del proceso de despistaje detallado se ingresa en la base de datos diseñada por Miami Cancer Institute, a través de un programa sofisticado y a los pacientes a quienes se les ha realizado la prueba se les da seguimiento en la casa. Los pacientes informan sus temperaturas y responden preguntas con respecto a sus síntomas dos veces al día. “Muchas instituciones envían a los pacientes a su casa y no tienen idea de cómo están” aseguró el Dr. Paul Lindeman, director médico de informática quien diseñó el sistema para integrarlo al área de pruebas. “Pero nosotros podemos actuar de inmediato para ayudarlos”.

Estas medidas de seguridad ampliadas se suman a las limpiezas frecuentes y después de atender a cada paciente que ya se realizaban. Asimismo, se mantendrá la reconfiguración de espacios producto de las adaptaciones por el distanciamiento social.

Durante este período y bajo la premisa de que “el cáncer no espera”, el Instituto puede concentrarse nuevamente en la vigilancia de recidivas, así como también en la detección de nuevos cánceres. Durante el futuro previsible seguiremos ofreciendo consultas de telemedicina, intercaladas con consultas en persona. Las consultas de telemedicina de Miami Cancer Institute incluyen las realizadas a través de la aplicación Baptist Health Care On Demand, donde los pacientes pueden tener consultas virtuales con expertos de cáncer en su equipo de atención médica desde la seguridad y la comodidad de su hogar.

Si bien las consultas virtuales y de telemedicina son una opción cuando proceda, se anima a los pacientes a acudir a consultas en persona para hacerse exámenes, chequeos, análisis de sangre, procedimientos de imagenología y otros estudios de seguimiento.

“Es importante que los pacientes se mantengan al día con el seguimiento ya que un cáncer detectado en sus primeras etapas ofrece las mayores probabilidades de recuperación” comentó Michele Ryder, principal oficial de operaciones y principal oficial de enfermería del Instituto.

Tags: ,