Los diabéticos con apnea del sueño están en mayor riesgo para las enfermedades de los ojos

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

5 de septiembre de 2017


Artículos Relacionados    


Este artículo está disponible en: Inglés

La apnea obstructiva del sueño (OSA por sus siglas en inglés), se sabe que está vinculada con muchos problemas de salud, sin embargo muchas personas no saben que también puede conducir a los serios trastornos de la vista.

La diabetes que no está bien manejada también puede causar problemas de los ojos que pueden llevar a la ceguera. Las personas que tienen diabetes tipo 2 y OSA tienen mayor riesgo de desarrollar la retinopatía diabética – que es la enfermedad más común de los ojos entre los diabéticos.

Los investigadores de salud del Reino Unido siguieron a personas adultas con diabetes tipo 2 por un período de 2 años y encontraron que aquellas personas con OSA tenían más del doble del riesgo para la enfermedad de la retina, comparado con los diabéticos que no tenían ese trastorno del sueño. Y mientras más severa la apnea del sueño, más rápidamente progresa la enfermedad diabética del ojo.

La retinopatía diabética ocurre cuando los pequeños vasos sanguíneos en la parte posterior del ojo se bloquean y privan a la retina de oxígeno. En los diabéticos, los niveles crónicos de glucosa asociados con la diabetes, causan daños a estos vasos sanguíneos. En las personas con apnea obstructiva del sueño, los episodios de obstrucción de la vía respiratoria conducen a las bajas intermitentes de oxígeno, contribuyendo al daño de la retina.

En las personas que tienen tanto diabetes como apnea del sueño, cual los expertos estiman que suman alrededor de un 50 por ciento de los diabéticos, el riesgo de las enfermedades de los ojos que amenazan la visión aumenta.

“Desafortunadamente, muchas personas con apnea obstructiva del sueño no saben que tienen la condición. Es algo que está bastante subdiagnosticado”, afirmó Jeremy Tabak, M.D., director médico del Baptist Sleep Center at Galloway y el Sleep Diagnostic Center at Baptist Hospital.

La apnea obstructiva del sueño ocurre cuando la vía respiratoria se estrecha y se obstruye durante el sueño, interrumpiendo la respiración y resultando en los ronquidos y los jadeos. Si no se trata, puede conducir a otros serios problemas de salud tales como la presión alta, la enfermedad cardiaca, los infartos cerebrales y la depresión.

Algunos síntomas comunes de la apnea del sueño incluyen:

  • Ronquidos
  • Un sueño inquieto
  • Pausas en la respiración, observadas por miembros de la familia
  • Somnolencia durante el día
  • Problemas de cognición
  • Dolores de cabeza matutinos

El Dr. Tabak recomienda que las personas con diabetes hablen con sus médicos si están experimentando cualquiera de estos síntomas. Existen simples herramientas de evaluación tales como el cuestionario STOP BANG y la Epworth Sleepiness Scale que pueden ayudar a determinar si una persona está en riesgo para la apnea del sueño. Los resultados de estos cuestionarios pueden requerir una evaluación en el laboratorio de sueño para diagnosticar adecuadamente la apnea del sueño. El Dr. Tabak les aconseja a los diabéticos que consulten con su oculista y se hagan un examen anual de los ojos con dilatación de la retina – aunque su vista parezca estar bien.

La retinopatía diabética usualmente afecta a ambos ojos. A medida que progresa la condición, los síntomas pueden incluir:

  • Puntos o hilos oscuros en la vista
  • Visión que fluctúa
  • La visión alterada de los colores
  • Áreas de la vista oscuras o vacías
  • Pérdida de la vista

“Las complicaciones de la vista y la ceguera se pueden tratar potencialmente”, dijo el Dr. Tabak. “El manejo cuidadoso de la diabetes tipo 2 y la apnea del sueño es la mejor manera de prevenir la pérdida de la visión”.

Los cambios de estilo de vida tales como bajar de peso, hacer ejercicios, dejar de fumar y evitar el alcohol pueden ayudar a las personas a manejar la diabetes y reducir el OSA. La presión positiva continua de la vía área (CPAP por sus siglas en inglés), la cual mantiene las vías respiratorias abiertas, es el tratamiento más común para la apnea obstructiva del sueño.

“Las estrategias preventivas de tratamiento pueden detener la progresión de las complicaciones asociadas con OSA”, dijo el Dr. Tabak. “Los diabéticos con OSA que usan las máquinas de CPAP para tratar el trastorno respiratorio verán una mejoría en sus síntomas de OSA así como también en sus niveles de glucosa y en su calidad de vida en general”.

Etiquetas: ,


There are no comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *