- Resource | Baptist Health South Florida - https://baptisthealth.net/baptist-health-news/es/ -

Las tasas de cáncer están disminuyendo

Aunque un diagnóstico de cáncer sigue siendo lo último que alguien quiere oír, hoy estas noticias se encaran con determinación y fortaleza cuando los pacientes se asocian a sus médicos y se preparan a combatir la enfermedad.

La razón para este optimismo: Durante las últimas dos décadas, las tasas de muerte por cáncer en los Estados Unidos han disminuido lentamente. De acuerdo con los Cancer Facts & Figures 2014 [1], de la American Cáncer Society [2](ACS por sus siglas en inglés), ha habido un 20 por ciento de disminución en el riesgo general de morir de cáncer. Estas buenas noticias significan que se han evitado más de 1.3 millones de muertes por cáncer durante los últimos 20 años.

Los investigadores de cáncer recomiendan que las personas se enfoquen en estas estadísticas de tasa de muerte más que en las estadísticas de incidencia, ya que la población que va envejeciendo tiene probabilidades de resultar en un aumento de casos de cáncer en general. El Dr. Leonard Kalman [3],  oncólogo del cuerpo médico de los hospitales Baptist Health, atribuye la disminución en tasas de muerte por cáncer a cambios de comportamiento y médicos.

“Hay mejoría en estas tasas principalmente debido tanto a la prevención como los avances en la detección temprana de algunos de los cánceres más importantes, tales como pulmonar, colorectal, de seno y prostático”, dijo. “En la mayoría de los casos, las tasas de supervivencia aumentan cuando el cáncer se detecta temprano”.

Los cánceres de pulmón, colorectal, de seno y próstata son aun responsables por la mayoría de las muertes por cáncer. Sin embargo, desde la alta en 1991, las tasas de muerte han disminuido en más de 40 por ciento para el cáncer de próstata y más de un 30 por ciento para cáncer de colon, de seno en mujeres y de pulmón en hombres.

“Nadie discutirá que una colonoscopía es una herramienta valiosa de detección para evitar el cáncer de colon”, dice el Dr. Kalman. “Los pólipos (crecimientos) pueden encontrarse y extirparse antes de que tengan la oportunidad de volverse cáncer”.

El aumento de concienciación de los cánceres de próstata y seno es otro hecho que ha resultado tanto en prevención como diagnóstico temprano y tratamiento.

“Aunque hay controversias sobre su beneficio, el examen de antígeno específico a la próstata (PSA por sus siglas en ingles) se utiliza para observar la evidencia temprana de cáncer de próstata”, dice el Dr. Kalman. “Y aunque ha habido controversia sobre la mamografía, los mamogramas han sido efectivos para detectar el cáncer de seno temprano”.

Aunque la mayoría de los expertos creen que a los norteamericanos aun les queda mucha tarea por hacer, muchas personas están siguiendo las órdenes de sus médicos y haciendo modificaciones a su estilo de vida para ayudar a evitar el cáncer. Fumar – un factor de riesgo primario para el cáncer de pulmón- ha disminuido en más del 50 por ciento durante las últimas cinco décadas, dice la ACS. Y una dieta saludable, el ejercicio moderado y la reducción en el consumo de alcohol se han asociado con tasas continuamente más bajas de cáncer y una mejor calidad de vida.

La ACS estima el número de sobrevivientes de cáncer en los E.E.U.U., en 13.7 millones, y esta cantidad se espera que aumente a 18 millones para el 2022. De hecho, para muchos sobrevivientes de cáncer, el cáncer no será un problema importante de salud durante sus vidas. Con tasas de supervivencia en aumento, los oncólogos como los que trabajan en el Baptist Health Breast Center [4] han creado planes de supervivencia [5]que brindan guía médica para la atención del paciente en el futuro lejano.

El Dr. Kalman dice que Baptist Health ha estado anticipando esta tendencia y planeando de acuerdo a ella con el desarrollo del  Miami Cancer Institute [6], que se espera abra en 2016 en el recinto del Baptist Hospital [7] .

“He sido oncólogo durante los últimos 30 años y ha sido un privilegio colaborar y ser parte de este fenomenal progreso”, dice el Dr. Kalman. “Hemos hecho mejorías en la historia natural de muchos cánceres. Estos son tratamientos y medicamentos dirigidos que prolongan la supervivencia y la calidad de vida. Hace años, la esperanza después de un diagnóstico era de uno a dos años. Ahora, los pacientes con algunos cánceres como leucemia miológica crónica no experimentan ninguna disminución en su expectativa de vida en cuanto a lo que se relaciona con su cáncer”.