La fusión espinal acapara la atención pública con el retorno de Tiger Woods

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

18 de April de 2019


Artículos Relacionados    


Este artículo está disponible en: Inglés

El destacable retorno de Tiger Woods para ganar el campeonato de los Masters está siendo celebrado como un gran éxito deportivo. Sin embargo, un tratamiento bastante común y eficaz para el dolor crónico de la espalda, llamado cirugía de fusión espinal, también está siendo acreditado por el regreso de Woods a su forma ganadora.

Woods, de 43 años, se realizó una “fusión lumbar anterior intercorporal” o ALIF por sus siglas en inglés. Una lesión de la espalda baja como la de Woods, que pudo haber terminado con su carrera, es común entre los atletas profesionales – y también entre los que no son atletas.

El procedimiento mínimamente invasivo de ALIF fue la cuarta operación que se le hiso a Woods en la espalda en poco más de dos años. Los espasmos en la espalda y el dolor relacionado que le radiaba por la pierna le hacían difícil a Woods – no solamente su swing the golf – pero también el hacer cosas ordinarias tales como permanecer sentado el tiempo suficiente como para cenar en un restaurante.

“La mayoría de las personas sufren por lo menos un episodio de dolor fuerte de espalda durante su vida y esto siempre tiende a ser en la espalda baja”, dijo Jobyna Whiting, M.D., neurocirujana en Baptist Health Neuroscience Center. “El motivo es porque a través de nuestras vidas, la espalda baja sufre las consecuencias de nuestra carga y del trabajo que hace nuestra espalda”.

ALIF es una opción, no solamente para los atletas profesionales, pero también para cualquier persona que sea físicamente activa. Es un procedimiento quirúrgico que corrige los problemas de los huesos pequeños de la columna vertebral (las vértebras). Es esencialmente un proceso de “soldadura” que fusiona las dolorosas vértebras las unas con las otras para que puedan sanarse y convertirse en un solo hueso sólido, según la American Academy of Orthopaedic Surgeons (AAOS).

La fusión espinal es una opción de tratamiento que se utiliza cuando el dolor surge por causa de los movimientos – la teoría es que si las vértebras dolorosas no se mueven, entonces no deben doler.

“A menudo, la fusión lumbar es la mejor opción o el último recurso, dependiendo del historial médico y de la actividad física de una persona – ya sea los deportes o una profesión que requiera más fuerza y movimiento”, dice la Dra. Whiting. “Esperamos que el éxito de Tiger Woods cause que más personas que sufren de dolores crónicos de la espalda busquen la atención médica adecuada”.

El disco que le dolía a Woods era el amortiguador entre la vértebra lumbar más baja (L5) y la vértebra más alta del sacro (S1). El sacro es la estructura ósea que está ubicada en la base de las vértebras lumbares y está conectada a la pelvis.

Una “fusión intercorporal” involucra remover el disco intervertebral, el cual actúa como un amortiguados entre cada una de las vértebras de la columna vertebral. Este tipo de fusión puede ser realizada utilizando distintos métodos. El cirujano puede llegar a la columna a través de incisiones en el lado. En el procedimiento de ALIF, el cirujano llega a la espalda baja a través de una incisión frontal en el abdomen.

“Como no estamos entrando por la espalda, eso significa que no estamos cortando músculos vitales y no estamos lastimando los tejidos blandos”, dice la Dra. Whiting. “Esto ayuda bastante para acelerar el tiempo de recuperación para la mayoría de los pacientes. Este enfoque mínimamente invasivo se ha convertido en algo bastante común con una alta tasa de éxito”.

Se informa que Woods volvió a su riguroso programa de golf dentro de pocos meses después de su procedimiento de ALIF.

Etiquetas: