- Resource | Baptist Health South Florida - https://baptisthealth.net/baptist-health-news/es/ -

La detección temprana del cáncer de la vejiga recibe un impulso gracias a la luz azul flexible

La cistoscopia de luz azul flexible, una nueva tecnología de diagnóstico disponible en la Florida exclusivamente en Miami Cancer Institute [1], está contribuyendo a la detección temprana del cáncer de la vejiga. El cáncer de la vejiga es el cuarto tipo de cáncer más común entre los hombres pero uno que también afecta a las mujeres, según Murugesan Manoharan, M.D. [2], jefe de cirugía urológica oncológica en el Instituto.

(No deje de verlo: El equipo de noticias de Baptist Health habla con Muguresan Manoharan, M.D., jefe de cirugía urológica oncológica de Miami Cancer Institute acerca del uso de la cistoscopia de luz azul flexible para la detección del cáncer de la vejiga. Video en inglés por George Carvalho.)

Cada año, según la American Cancer Society (ACS), alrededor de 80,000 nuevos pacientes son diagnosticados con cáncer de la vejiga [3], y alrededor de 17,500 pacientes mueren por causa de la enfermedad. Más de un 75 por ciento de las personas diagnosticadas son hombres, y un 90 por ciento de estos son mayores de 55 años. La edad promedio en el momento del diagnóstico es de 73 años.

Al igual que con cualquier tipo de cáncer, el diagnóstico temprano puede conducir a mejores resultados y mejores tasas de supervivencia. Sin embargo, el riesgo de una recurrencia hace necesarias las citas de seguimiento para los pacientes de cáncer de la vejiga. Aproximadamente entre un 75 y un 80 por ciento de los pacientes con cáncer de la vejiga de alto grado sufrirán una recaída, según el Dr. Manoharan [2]. Si se deja sin tratamiento, puede crecer rápidamente y puede hacer metástasis a través de la pared de la vejiga hasta los demás órganos y nódulos linfáticos, donde puede convertirse en una enfermedad mortal.

La cistoscopia de luz azul flexible se utiliza en Miami Cancer Institute tanto para el diagnóstico como para el monitoreo post tratamiento porque ofrece beneficios tanto para los médicos como para los pacientes, según el Dr. Manoharan.

La nueva tecnología significa que los pacientes pueden manejar a su casa después del procedimiento

“Normalmente, una cistoscopia de la vejiga debe ser realizada en la sala de operaciones de un hospital, con el paciente bajo anestesia, haciendo el procedimiento mucho más complicado”, dice el Dr. Manoharan. Con la cistoscopia de luz azul flexible, el procedimiento puede ser realizado más rápidamente. Se hace de manera ambulatoria usando un anestésico local, así que los pacientes experimentan menos incomodidad e incluso pueden manejar a su casa después del procedimiento y resumir sus actividades normales enseguida”.

Muguresan Manoharan, M.D., jefe de cirugía urológica oncológica de Miami Cancer Institute explica los beneficios de la cistoscopia de luz azul flexible.

Aparte de la conveniencia para el paciente, la ventaja principal de la cistoscopia de luz azul flexible es su asombrosa capacidad de ayudar en la detección del cáncer de la vejiga.

“Los cánceres de la vejiga son muy difíciles de detectar usando un cistoscopio estándar de luz blanca – los tumores no son detectados hasta un 25 por ciento de los casos”, dice el Dr. Manoharan.  “Con la cistoscopia de luz azul flexible, introducimos un agente de imaginología óptica (Cysview® Hexaminolevulinate HCI), dentro de la vejiga y si hay algún tumor, este se ilumina en color rosa vivo bajo la luz azul, haciéndolo mucho más fácil de detectar”.

Según el Dr. Manoharan, Miami Cancer Institute es el único centro para el cáncer en el Sur de la Florida – y uno de solo un que utiliza la tecnología cistoscopia de luz azul flexible.