La concienciación sobre los infartos cerebrales: Cuando cada segundo cuenta

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

9 de May de 2022


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

Usted probablemente lo haya escuchado antes, pero nunca se insistirá lo suficiente: los infartos cerebrales son muy peligrosos y pueden ser mortales. Los infartos cerebrales son la quinta causa de muerte principal y una de las mayores causas de discapacidad en los Estados Unidos. Lo que mucha gente no sabe es que se pueden prevenir, controlar o tratar varios factores de riesgo para los infartos cerebrales, según los expertos de Baptist Health durante el último programa de Resource LIVE: Stroke Awareness: When Every Second Counts transmitido en inglés.

Estos factores de riesgo modificables incluyen la presión alta, la diabetes, la obesidad, la inactividad física, el colesterol alto y el tabaquismo. (Mayo es el Mes de la Concienciación sobre los Infartos Cerebrales).

“Los CDC (Centros Para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU.) informan de que cada 40 segundos alguien sufre un infarto cerebral en los EE.UU.”, explica el presentador de Resource LIVE, Jonathan Fialkow, M.D., oficial principal de salud de la población de Baptist Health y jefe de cardiología de Miami Cardiac & Vascular Institute. . “Aunque no es precisamente un tema agradable del que hablar, conocer las señales de advertencia de un infarto cerebral puede ayudar a las víctimas o a quienes les rodean”.

Los infartos cerebrales pueden ser causados por un coágulo que obstruye el flujo de sangre al cerebro (llamado infarto cerebral isquémico, el más común) o por la rotura de un vaso sanguíneo que impide el flujo de sangre al cerebro (llamado infarto cerebral hemorrágico). Cuando se produce un infarto cerebral, una parte del cerebro no puede recibir la sangre (y el oxígeno) que necesita, y las células cerebrales mueren.

Acompañando al Dr. Fialkow en el panel: Brian Snelling, M.D., director del Programa de Infartos Cerebrales de Marcus Neuroscience Institute, que forma parte de Baptist Health; Felipe De Los Ríos, M.D., director del Programa de Infartos Cerebrales de Miami Neuroscience Institute, también parte de Baptist Health; y Joshua B. Young, M.D., director médico y jefe de Medicina de Emergencia en South Miami Hospital de Baptist Health.

Reconocer los síntomas comunes de un infarto cerebral – conocidos por el acrónimo F.A.S.T. – es vital para lograr que alguien reciba ayuda médica inmediata, ya que el tiempo es esencial cuando se trata de un tratamiento para evitar una discapacidad permanente o la muerte.  Basta con solo uno de esos síntomas – no necesariamente una combinación de ellos – para indicar que usted o alguien con quien esté está afectado. Véase abajo.

“Hay tratamientos que podemos administrar, pero la eficacia o lo bien que van a funcionar para devolver a un paciente a la misma condición que tenía antes del infarto cerebral, o para minimizar las lesiones, depende realmente del tiempo”, explica el Dr. De Los Ríos.  “Hacer algo en dos o tres horas es mucho más eficaz que hacer algo uno o dos días después. Y todo empieza cuando la persona se da cuenta, o alguien se da cuenta, de que hay un problema”.

He aquí algunos extractos de preguntas y respuestas del programa de Facebook LIVE. Puede ver la presentación completa de video aquí.

Dr. Fialkow: Explíquenos un poco lo que hacemos como comunidad de atención de salud cuando alguien está sufriendo un infarto cerebral.

Dr. Snelling: “Una vez que ha ocurrido un infarto cerebral, cuando se llama al 911 y se acude al hospital, también hay un espectro de tratamientos que pueden variar desde medicamentos hasta procedimientos o cirugías que podrían ser posibles para ayudar a revertir los síntomas de un infarto cerebral que está ocurriendo en la actualidad. Y después, una vez que se ha producido el infarto cerebral, hay un par de cosas distintas. Está la rehabilitación para ayudar a mejorar cualquier tipo de lesión neurológica que pueda haber ocurrido durante el infarto cerebral. Además, hay que investigar por qué se ha producido el evento en primer lugar. Se puede recetar un medicamento o algo más, una terapia o una cirugía que podría prevenir un segundo infarto cerebral, porque sabemos que ocurrió una vez, y es probable que pueda volver a ocurrir. Así que queremos evitar que eso ocurra, además de la rehabilitación para ayudar a la persona a mejorar”.

“Hay muchas herramientas en la caja de herramientas, como decimos. Así que es muy importante, como hemos dicho, tener un médico de atención primaria y programar regularmente esas visitas para que se puedan poner en práctica esas medidas de prevención. Y luego, si ocurre un infarto cerebral, llamar al 911 y acudir al hospital. Así, podemos emplear todas esas herramientas según sea necesario para ayudar a los pacientes”.

Dr. Fialkow: ¿Qué puede predisponer a alguien a sufrir un infarto cerebral?

Dr. Young: “Básicamente podemos pensar en dos amplias categorías que pueden predisponer a alguien a sufrir un infarto cerebral. Los factores de riesgo que no se pueden controlar, es decir, que nacemos con ellos, y los factores de riesgo que podemos cambiar. Los factores de riesgo inmanejables:  La edad (porque) los infartos cerebrales son más comunes a medida que envejecemos, aunque pueden ocurrir a cualquier edad. El sexo es un factor de riesgo. Hay un mayor riesgo de infarto cerebral entre los hombres. La raza puede ser un factor. Hay mayores tasas de infartos cerebrales entre los afroamericanos. Pero hay muchos factores de riesgo modificables en los que creo que debemos enfocarnos. Y son cosas como la hipertensión (presión arterial alta), la diabetes, la obesidad y la falta de ejercicio”.

“El tabaquismo es un factor de riesgo enorme, al igual que el exceso de alcohol. Hay otras cosas menos comunes en las que tal vez no se piense que aumentan el riesgo para los infartos cerebrales: las píldoras anticonceptivas orales. Algunas de ellas, las que contienen estrógenos, pueden aumentar el riesgo para un infarto cerebral. Por lo tanto, es importante tener ese tipo de conversaciones con su médico, especialmente si tiene otros factores de riesgo que podrían aumentar su riesgo para un infarto cerebral”.

Dr. Fialkow: ¿Cuáles son las señales y los síntomas de que alguien puede estar sufriendo un infarto cerebral?

Dr. De Los Ríos: “Si nos damos cuenta de que el cerebro es lo que realmente nos permite hacer todo, en cuanto al movimiento, el pensamiento, el habla, la comprensión… y de repente hay un problema en el cerebro, eso es exactamente lo que ocurre. De repente ocurre esa incapacidad para hacer algo, ya sea hablar, moverse, sentir, oír, equilibrar. Es así de repentino. En un momento dado alguien estaba bien y de repente, de la nada, ya no lo está. Y no puede hacer cosas. Y a veces la persona que tiene los problemas no se da cuenta, pero otra persona sí… Así que es bueno para ustedes, para nosotros, saberlo. Pero también es importante que la gente que le rodea lo entienda y conozca las señales de un infarto cerebral porque, de lo contrario, se podría perder o retrasar una oportunidad”.

Las señales de un infarto cerebral

He aquí las señales principales de un infarto cerebral, según la American Stroke Association:

F – Face (Rostro): ¿Tiene la persona un lado del rostro caído o adormecido? Pídale a la persona que se sonría. ¿Tiene la sonrisa dispareja?

A – Arm Weakness (Debilidad en el brazo): ¿Tiene la persona un brazo débil o adormecido? Pídale a la persona que levante los dos brazos. ¿Tiene un brazo que se le desvía hacia abajo?

S – Speech (Habla): ¿Tiene la persona las palabras arrastradas? ¿Puede hablar la persona o es difícil de entender lo que dice? Pídale a la persona que repita una frase simple como “El cielo es azul”. ¿Puede la persona repetir la frase correctamente?

T – Time (Tiempo): Si alguien demuestra cualquiera de estos síntomas, inclusive si los síntomas desaparecen, llame al 9-11 y lleve a la persona al hospital de inmediato. Chequee la hora para que sepa cuándo comenzaron a surgir los primeros síntomas.

Tags: , , ,