La cirugía de fusión espinal: Esencialmente un proceso de soldeo bastante común

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

25 de March de 2021


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

La cirugía de fusión espinal puede sonar como un proceso aterrante. Sin embargo, es un procedimiento bastante común para corregir los problemas con los huesos pequeños de la columna vertebral (las vértebras). Es esencialmente un proceso de “soldeo” dijo Michael E. Gómez, M.D., neurocirujano y director de Cirugía Mínimamente Invasiva de la Columna en Miami Neuroscience Institute.

La premisa básica es soldar dos o más vértebras las unas con las otras para que cuando sanen, sean un solo hueso sólido. Esto elimina los movimientos dolorosos o restablece la estabilidad de la columna.

“Esto involucra colocar un implante en el espacio del disco para esencialmente soldar las dos vértebras la una con la otra”, explica el Dr. Gómez. “Y al hacer esto, nos permite restablecer el alineamiento. Además, nos permite restablecer la altura del espacio entre los discos y también restablecer el tamaño del canal espinal y el tamaño del foramen, que son los huecos por donde salen las raíces de los nervios por el lado”.

Usted puede requerir una fusión espinal debido a una variedad de condiciones de salud que pueden estar causándole dolor de espalda, como enfermedad degenerativa de los discos; estenosis espinal; espondilolistesis; escoliosis; una fractura de la columna vertebral; infecciones de la columna vertebral; o un tumor en la columna vertebral.

El Dr. Gómez contesta las preguntas más comunes acerca de la fusión espinal:

¿Cuáles son los enfoques típicos de la fusión espinal?

Dr. Gómez: “Si un paciente tiene compresión de los nervios y una deformidad en este nivel en la L5-S1 (la articulación lumbosacra), que es un nivel bastante común para tener una degeneración, podemos realizar una cirugía donde accedemos el disco directamente desde el frente por medio de una pequeña incisión, parecida a la incisión de una cesárea con la ayuda de un cirujano vascular. Así podemos llegar al frente de la columna y eso nos permite remover el disco entero.

“Usando una serie de calzas de metal, podemos restablecer el la altura del espacio entre los discos y colocar un implante que separe la vértebra y que también estabilice la columna con una placa separada y cuatro tornillos. En la L4 y la L5, podemos tomar un enfoque lateral hacia el espacio del disco donde se coloca un separador similar en el espacio del disco, después de remover el disco, para así restablecer la altura del espacio del disco, abriendo unos huecos pequeños en los lados y también abriendo el canal espinal por donde viajan los nervios”.

¿Es la fusión espinal un tratamiento de último recurso?

Dr. Gómez: “Típicamente los pacientes primero harán una amplia variedad de tratamientos más conservadores, desde la fisioterapia hasta los ejercicios como el yoga y el Pilates, así como también las inyecciones para el manejo del dolor. Y en última instancia, si fallan todos los tratamientos conservadores adecuados, entonces si los pacientes tienen una deformidad o tienen la necesidad de someterse a una fusión espinal, entonces eso tiende a ser el resultado final”.

¿Quién es candidato para el tratamiento de fusión espinal?

Dr. Gómez: “La mayoría de los pacientes son candidatos para la fusión espinal siempre y cuando estén generalmente saludables y tengan los huesos saludables. Típicamente la fusión espinal está reservada para pacientes que han tenido una cirugía anterior que no involucró la fusión espinal, y ahora tienen un disco herniado o han desarrollado una deformidad o un estrechamiento de los huecos por donde salen las raíces de los nervios”.

Tags: , ,