Hablemos de la depresión posparto

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

28 de May de 2019


Artículos Relacionados    


Este artículo está disponible en: Inglés

El embarazo y el nacimiento de un bebé pueden ser los momentos más felices en la vida de una mujer. Las celebraciones, el cariño de la familia y las amistades, y la emoción de la llegada de ese pequeño y dulce ser humano al hogar, puede lanzarla hacia un nivel de alegría sin comparación. ¿Pero qué pasa cuando de repente usted no se siente tan feliz? ¿Y cuando la soledad, la incertidumbre y la ansiedad se cuelan en su alma? ¿Qué le puede estar pasando? ¿Por qué se siente usted exhausta, indefensa, culpable y simplemente no como usted misma?

Como parte de su enfoque en el Mes de la Concientización de la Salud Mental, Baptist Health South Florida presentó una discusión en Facebook Live para hablar de la depresión postparto.

La prevalencia de la depresión postparto

La depresión postparto afecta a una de cada siete mujeres, según el American College of Obstetricians and Gynecologists. Alejandra Salazar, M.D., obstetra y ginecóloga con Baptist Health Medical Group, dice que mientras que un 14 por ciento de las mujeres experimentan niveles variados de depresión postparto, solamente un 10 por ciento lo reportan a sus médicos.

La Dra. Salazar urge a sus pacientes y a otras mujeres a que hablen acerca de sus inquietantes sentimientos, inclusive antes del nacimiento del bebé. La depresión perinatal es menos conocida pero casi siempre continúa a través de la fase de posparto. Si se trata temprano, la depresión posparto se puede manejar, si no evitar del todo.

El American College of Obstetricians and Gynecologists publicó sus directrices para las pruebas de depresión posparto en octubre del 2018, recomendando que todos los proveedores de salud de obstetricia completaran una evaluación del estado de ánimo y el bienestar emocional durante la primera visita de posparto de cada paciente, inclusive si la paciente ya haya sido evaluada para la ansiedad y la depresión durante el embarazo.

Señales de depresión posparto

Esas evaluaciones probablemente sacarán a relucir problemas y riesgos, pero Grace , administradora de Salud del Comportamiento de Baptist Health, dice que es la responsabilidad de la mujer o de sus seres queridos el avisar a su médico de las señales de alerta. Algunos síntomas de la depresión perinatal y de posparto incluyen:

  • Cansancio físico o agotamiento
  • No tener ganas de hacer nada
  • Sentimientos de culpabilidad
  • Pensamientos tristes
  • Una sensación de no poder conectarse con el bebé
  • Simplemente no sentirse normal
Busque ayuda para los síntomas de depresión posparto

Mientras que muchos de estos síntomas reflejan las señales normales de estrés asociadas con el embarazo y con tener un bebé, Jiménez dice que cuando se convierten en algo difícil de controlar, es importante hablar con su médico o buscar la ayuda de un terapista o un especialista de salud mental.

La Dr. Salazar añade que existen motivos fisiológicos para algunas de las señales de alerta. Los niveles de progesterona y de estrógeno se desploman rápidamente después del parto a sus niveles antes del embarazo, dice ella. Sin embargo, si estos sentimientos duran más de las primeras dos semanas después del alumbramiento, cuando las hormonas se nivelan, ella recomienda que usted hable con su médico.

Si han pasado dos semanas y usted no puede dormir, está comiendo demasiado o muy poco, experimenta una ansiedad que no se le quita o que aumenta, o usted tiene pensamientos de hacerse daño a usted misma o de hacerle daño al bebé, la Dra. Salazar recomienda que usted busque ayuda profesional de inmediato. Esa ayuda puede venir de su obstetra, de un médico de familia o de un profesional de salud mental.

Jiménez dice que una opción también puede ser una cita por internet con un especialista de salud mental a través del servicio Care on Demand de Baptist Health.

Los antecedentes de problemas de salud mental y depresión posparto

Ella dice que para las mujeres con antecedentes de enfermedades mentales, ansiedad o depresión, el discutir este historial con su médico durante su primera visita de prenatal, ayudará a determinar si los antidepresivos u otros medicamentos se deben cambiar, ya que no siempre es necesario descontinuarlos.

Ayuda para la depresión posparto

La depresión posparto se puede tratar. Tanto la Dra. Salazar como Jiménez, dicen que la terapia es algo clave, mientras que los medicamentos pueden ofrecer un alivio adicional. Jiménez recomienda también involucrar a la familia en la terapia, para que puedan aprender cómo mejor apoyar a la persona que sufre de depresión posparto.

Recursos comunitarios y grupos de apoyo

Una vez se descubre la depresión subyacente, y esta se maneja a través de la terapia o los medicamentos, o si usted siente que necesita más apoya para ayudarle a ajustarse a su nuevo papel de mamá – aunque usted ya tenga otros hijos – hay recursos comunitarios que pueden ayudarle. Baptist Health ofrece grupos de apoyo para padres. Además, también existen otros grupos de apoyo tales como Postpartum Support International.

Jiménez ofrece estos consejos a cualquier mujer que vacile en hablar con alguien acerca de su depresión posparto: “Cuídese bien a usted misma para que así pueda cuidar de su bebé”.

La Dra. Salazar también hace eco de ese sentimiento y añade que hay que darse permiso a usted misma a sentir lo que está sintiendo. “No se compare con otras personas”, dice ella. “Esta es su propia experiencia”.

Etiquetas: , ,