El Mes de la Salud de las Minorías: Bienestar y prevención

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

26 de April de 2016


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

Abril es el Mes Nacional de la Salud de las Minorías.

Cada año las enfermedades del corazón, el cáncer y otras condiciones crónicas cobran un alto costo en todos los estadounidenses, sin embargo las comunidades de minorías – especialmente los afroamericanos y los hispanos – se ven especialmente afectados por las enfermedades crónicas, según los datos federales y estatales.

“A pesar de las grandes mejorías en la salud en general de la población de los Estados Unidos, las disparidades de salud siguen siendo amplias entre los miembros de las poblaciones de minorías raciales y étnicas. Los miembros de estos grupos tienen más probabilidades que los blancos [de descendencia no hispana] de tener mala salud y de morir prematuramente [debido a causas relacionadas con la salud],” según un reporte por los Centros Para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos.

Pero hay esperanzas según dicen los expertos médicos. La atención de salud preventiva es crucial, dice Jose Soza, M.D., médico de Baptist Health Medical Group con Baptist Health Primary Care ubicado en la oficina de Kendall Town & Country. “Con cambios en el estilo de vida, podemos prevenir muchas condiciones crónicas, incluyendo la enfermedad cardiovascular y la diabetes”, dice Soza.

Los compromisos estatales y federales a las comunidades saludables

A nivel estatal, el Departamento de Salud de la Florida ha designado el mes de abril como el Mes Nacional de la Salud de las Minorías, con el tema: “Construyendo comunidades saludables: Acelerar la equidad de salud a través de toda la Florida”.

A nivel nacional, “Acelerar la equidad de salud para la nación” es el lema federal para el 2016. La meta es la de “reducir las disparidades, avanzar la equidad, y fortalecer la salud y el bienestar de todos los estadounidenses”.

La observancia de este año se lleva a cabo durante el 30 aniversario de la Oficina de  Salud de las Minorías del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE.UU. (HHS por sus siglas en inglés. 

Enfermedades crónicas, altos costos

Las enfermedades crónicas – especialmente las enfermedades del corazón, la diabetes y la hipertensión – representan una seria crisis de salud para los distintos grupos minoritarios, especialmente para los afroamericanos.

Las enfermedades tratables, tales como la diabetes, la hipertensión y el cáncer, pueden convertirse en inmanejables o fatales cuando los pacientes no tienen acceso a una atención de salud asequible, dice Yvonne Johnson, M.D., directora médica de Baptist Health Quality Network, una red clínicamente integrada de proveedores de salud que trabajan en conjunto para mejorar la salud de sus pacientes y la calidad de la atención de salud en general.

La hipertensión o la presión alta pueden conducir a derrames cerebrales o ataques cardiacos que pueden ser fatales o debilitantes. Pero las visitas de atención primaria, incluyendo las pruebas rutinarias de la presión sanguínea, pueden prevenir los problemas de salud manejables antes de que se conviertan en situaciones que puedan amenazar la vida del paciente. De igual manera, los tratamientos contra el cáncer son mas eficaces y salvan más vidas cuando la enfermedad es detectada temprano, añade ella.

“La manera más ventajosa de manejar las enfermedades crónicas es tener un médico de atención primaria que cuide de su salud, en vez de esperar hasta que usted se sienta mal y entonces acudir a la sala de emergencia”, dice la Dra. Johnson, quien también es co-directora médica del Departamento de Emergencia de South Miami Hospital.

Atención primaria y salud a largo plazo

La atención primaria se enfoca en mejorar la salud y el bienestar del paciente a través de la atención médica proactiva y preventiva. Trabajando en colaboración con el paciente, los médicos de atención primaria ofrecen cuidados consistentes e integrales para todas las etapas de la vida de un individuo.

“El reto para la comunidad médica es el de mejorar el acceso y ampliar las horas en las cuales las oficinas de atención primaria están abiertas para los pacientes”, dice ella. “Esa es una de las cosas en las cuales estamos trabajando con Baptist Health Quality Network. Estamos animando a los consultorios de los médicos a que ofrezcan horarios de oficina no-tradicionales, incluyendo los sábados, temprano en las mañanas y durante las noches”.

Baptist Health ha abierto varias nuevas localidades de atención primaria con horarios extendidos y tiene una larga historia de colaboración con los líderes de la comunidad para ofrecer atención de salud a los que la necesiten. En el 2007, por ejemplo, South Miami Hospital – una instalación de Baptist Health – se unió a la Cuidad de South Miami para establecer la South Miami Children’s Clinic, una clínica local gratuita que anualmente sirve a 1,200 niños sin seguro o con poco seguro médico que residen en South Miami.

Para la comunidad extendida del Sur de la Florida, Baptist Health ofrece programas gratuitos de prevención y bienestar, incluyendo pruebas de salud en los eventos de la comunidad, clases de ejercicio y nutrición, y presentaciones acerca de las enfermedades del corazón, el manejo de la diabetes y la prevención del cáncer.

Socios de atención primaria

La relación entre un médico de atención primaria y un paciente es como un matrimonio o una valiosa sociedad, dice el Dr. Soza. En una sociedad de salud, cada parte debe estar comprometida al bienestar.

“Usted aporta su 50 por ciento y yo aporto mi 50 por ciento. Pero si un socio o el otro no cumplen con su parte, el matrimonio no funciona”, dice él.

 

Tags: , ,


There are no comments

Your email address will not be published. Required fields are marked *