El coronavirus y su sistema inmunológico: Cómo el cuerpo lucha contra este invasor

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

17 de April de 2020


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

A medida que los investigadores de alrededor del mundo trabajan sin descanso para desarrollar una vacuna y tratamientos con medicamentos, nuestros propios sistemas inmunológicos están en el frente de batalla en la lucha contra la COVID-19. Todos contamos con las barreras físicas como nuestra piel y nuestras membranas mucosas, así como también con complejas barreras químicas y celulares, que nos defienden contra los patógenos peligrosos.

“Inclusive las células que revisten nuestros órganos, como las células en nuestros intestinos y en nuestros conductos respiratorios, también forman parte de nuestro sistema inmunológico”, dice Aileen Marty, M.D., profesora de Enfermedades Infecciosas de la Facultad de Medicina Herbert Wertheim de Florida International University. “Estas células producen químicos y sustancias que contribuyen a la eliminación de los invasores. Eso es cierto, inclusive de las células que revisten nuestros vasos sanguíneos. Así que es una batalla de cuerpo entero cuando algo entra en nuestros cuerpos y la respuesta de nuestros cuerpos para combatirlo”.

La Dra. Marty contesta preguntas acerca del sistema inmunológico en el más reciente episodio del podcast Baptist HealthTalk, con su anfitrión , Jonathan Fialkow, M.D., director médico auxiliar, jefe de cardiología y lipidólogo certificado en Miami Cardiac & Vascular Institute. (Alerta de spoiler: ¡la “gripe masculina” es algo real!)

Usted puede escuchar este y otros episodios del podcast de Baptist HealthTalk en su computadora o teléfono celular smartphone por medio de Apple Podcasts y Google Podcasts.

Dr. Fialkow: “¿Puede comenzar hablándonos básicamente de cómo nuestro cuerpo se protege contra los invasores nocivos como un coronavirus?”

Dra. Marty: “Tenemos varias capas de protección. Tenemos barreras físicas y también tenemos barreras químicas, y además de eso tenemos células que son células centinelas. Estas células son como los perros guardianes que están listas para reaccionar de inmediato si entra algo extraño en nuestros cuerpos. Son parte de lo que llamamos el sistema inmunológico innato. Y muchos de los químicos que son producidos por estas células son las cosas que nos hacen sentir enfermos o sentirnos mal. Una vez que las células más adaptivas – las células que descifran cómo luce y cómo se comporta el invasor – comienzan a trabajar, el cuerpo comienza a producir una molécula específica que se enfoca en un patógeno en específico y reproduce potentes anticuerpos”.

Dr. Fialkow: “Algunas personas que tienen el virus son asintomáticas. Otras pueden sentir dolores y malestar y otras pueden desarrollar neumonía. ¿Se sabe cómo se diferencian estas cosas y por qué algunas personas tienen una respuesta más variable que otras?”

Dra. Marty: “Cada agente infeccioso produce presentaciones múltiples y distintas entre las distintas personas. Es actualmente algo poco común que un germen solo produzca X tipo de enfermedad cuando infecta a cualquier ser humano. Tener una variedad de respuestas inmunológicas es algo completamente normal. Y en cuanto a sus diferencias biológicas, algunas dependen de la dosis actual del virus a la cual estuvo expuesta una persona. Alguna parte de eso tiene que ver con la ruta que el virus tomó para entrar en el cuerpo. ¿Fue algo que entró por medio de una superficie mucosa? ¿Fue algo que usted comió? ¿Fue algo inyectado?

“Todas estas cosas alteran cómo el cuerpo clínicamente manifiesta la enfermedad, o si una persona manifiesta la enfermedad del todo. Por ejemplo, si usted recibe un bolo de infección muy bajo la primera vez, a través de una cantidad muy pequeña de unidades que forman placa, su cuerpo tiene una mejor probabilidad de descifrar cómo controlar ese virus – que si se ve sobrecargado por un bolo enorme la primera vez que se encuentra con este virus”.

Dr. Fialkow: “Estamos viendo más hombres que mujeres con la enfermedad, al menos en el entorno de las pruebas. Y estamos viendo más hombres con enfermedades virulentas. ¿Qué nos puede decir usted acerca de eso?

Dra. Marty:
“Bueno, eso es algo verdaderamente fascinante ya que hemos sabido por bastante tiempo que “la gripe masculina” es algo real. Eso actualmente no solo se debe a las diferencias hormonales, sino también a cuáles genes están encendidos y cuáles están apagados en los hombres y en las mujeres. Y no solo me refiero a los humanos del sexo masculino o femenino. Puedo estar hablando de vacas y toros. Es la misma historia. El comportamiento de una enfermedad es distinto según el sexo porque hay distintos niveles de distintos químicos que aumentan a niveles más altos, y distintas células que aumentan a distintos grados entre los hombres y las mujeres con ciertas enfermedades. Y la COVID-19 es una de esas enfermedades que resalta la diferencia entre el sexo masculino y el sexo femenino”.

Dr. Fialkow: “Que le diría usted al oyente promedio que dice, ‘Mi amigo lo tuvo, ¿es inmune? Yo lo tuve, ¿soy inmune?’ ¿Qué estamos viendo en cuanto a cualquier tipo de protección por parte de una respuesta inmunológica? Sabemos que la varicela, por ejemplo, si nos da, no tenemos que volvernos a preocupar por la varicela. Sin embargo, necesitamos una vacuna contra la influenza estacional todos los años porque existen varias cepas del virus de la influenza. ¿Nos puede hablar usted un poco acerca del concepto de ser inmune si hemos tenido la COVID-19?”

Dra. Marty: “Eso es algo bien interesante, y usted ha elegido algunos ejemplos muy interesantes. La varicela, por ejemplo, si alguien ha tenido varicela, esa persona en realidad nunca pierde ese virus. Y si alguien pierde su mantenimiento inmunológico para este virus, entonces se presenta como la culebrilla (shingles). Muchos patógenos hacen eso. La razón por la cual mantenemos la inmunidad es porque el patógeno aún se encuentra en nuestros cuerpos y de vez en cuando saca la cabeza y nuestro sistema inmunológico lo vuelve a combatir. Todavía no sabemos bien si esto es lo que ocurre con este virus de la COVID-19 o no. La verdad es que solo tenemos escasamente cuatro meses de información acerca de este virus. Así que aún estamos tratando de determinar eso. Y en estos momentos estamos haciendo estudios serológicos para determinar si las personas tienen inmunidad o no la tienen”.

Dr. Fialkow: “¿Qué pueden hacer las personas en casa para fortalecer sus sistemas inmunológicos?”

Dra. Marty: “Levántense del sofá. Eso es lo primero”.

Dr. Fialkow: Así es. Estoy completamente de acuerdo.

Dra. Marty: “Y el motivo es muy simple. El estar activo cambia un montón de distintas hormonas en su cuerpo e instruye a ciertas células que están vagando sobre sus vasos sanguíneos a que salgan a trabajar. Los neutrófilos se ponen más funcionales, sus endorfinas y sus encefalinas aumentan, lo que también sirve para mejorar su estado mental (el humor) y también reduce su estrés. La tonificación general de su cuerpo es algo súper, súper importante para combatir todo tipo de infecciones”.

“También consuma alimentos multicolores si le es del todo posible. Usted absolutamente querrá alejarse de las comidas fritas, de la comida chatarra – todo el mundo sabe lo que son esas cosas. Si le es del todo posible, consuma vegetales frescos y no le añada azúcar a absolutamente nada”.

Dr. Fialkow: “Entonces por último, creo yo, y mis oyentes me escuchan hablar de esto todo el tiempo, es el sueño, el cual tiene propiedades restauradoras y aumenta nuestro sistema inmunológico de muchas maneras importantes”.

Dra. Marty: “Existe una cifra enorme de estudios que demuestran que la falta de sueño o el sueño inadecuado contribuye al aumento de peso, aumenta el riesgo para la diabetes, es generalmente perjudicial para el corazón – y es definitivamente dañino para el sistema inmunológico. Así que asegúrense de descansar bastante. Eso es súper importante”.

Tags: , ,