Damas, he aquí como prevenir las 7 amenazas principales a su salud

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

16 de August de 2021


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

Dos de cada tres cuidadores en los Estados Unidos son mujeres. Eso significa que brindan apoyo diario o regular a niños, adultos o personas con enfermedades crónicas o discapacidades, según los Centros Para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE.UU. (CDC). Pero mientras las mujeres tienden a cuidar de los demás, también tienden a sacrificar su propia salud física o mental, añaden los CDC.

Muchas de las amenazas principales de salud para las mujeres pueden ser prevenidas, incluyendo las causas de muerte principales entre las mujeres adultas en los EE.UU. – enfermedad cardiaca, cáncer, enfermedad crónica de las vías respiratorias bajas, infarto cerebral, enfermedad de Alzheimer y lesiones involuntarias. Las mujeres tienden a ser menos diagnosticadas con enfermedad cardiaca, la causa de muerte número uno tanto para hombres como para mujeres.

Durante la pandemia de la COVID-19, las encuestas revelaron que las mujeres reportaron haber aplazado sus servicios de salud preventivos, tales como sus chequeos anuales o sus pruebas de rutina, aún más que los hombres. Usualmente esa tendencia es todo lo opuesto, ya que las mujeres usualmente están más pendientes de sus necesidades de atención de salud. Sin embargo, durante la pandemia, más mujeres desempeñaron papeles de maestras en sus hogares y de cuidadoras para los miembros ancianos de su familia. No obstante, los médicos de atención primaria advierten que las mujeres que aplazan su propia atención de salud para cuidar de los demás, a menudo terminan con condiciones que pueden haber sido tratadas más fácilmente en sus primeras etapas.

“Las mujeres deben asegurarse de hacerse sus chequeos regulares y sus pruebas de salud necesarias, según su edad y su salud general”, afirmó Kamalit Kaur, M.D., doctora de medicina familiar con Baptist Health Primary Care. “Incluso si solo nos visitan una vez al año para sus chequeos, podemos ver cambios leves que pueden indicar un riesgo para desarrollar una enfermedad o la presencia de una enfermedad”.

Los análisis de sangre que se hacen en conjunto con los chequeos, pueden detectar la presencia de una infección con los glóbulos blancos elevados, altos niveles de azúcar que pueden indicar diabetes, y la función de la tiroides, los riñones y el hígado. Una evaluación de salud mental puede revelar depresión, ansiedad y trastornos del sueño, los cuales pueden a su vez conducir a otros problemas de salud.

“También discutimos factores vitales de estilo de vida como el manejo del peso, la nutrición adecuada y el ejercicio regular para mantener los factores de riesgo bajo control para la enfermedad cardiaca, la diabetes y otras condiciones de salud potencialmente serias”, dijo la Dra. Kaur.

He aquí las amenazas principales para la salud de las mujeres:

Una dieta poco saludable

Los alimentos que usted consume afectan su salud. Comer más saludablemente puede reducir su riesgo para la enfermedad cardiaca y los infartos cerebrales, la diabetes y otras condiciones crónicas.

No hacer suficiente ejercicio

Estar activa físicamente es beneficioso para su corazón y para su salud en general, incluyendo su salud mental. Las personas que no están activas tienen el doble del riesgo para la enfermedad cardiaca y los infartos cerebrales y un riesgo más alto para la diabetes, la demencia y algunos cánceres. El ejercicio es uno de los pasos más vitales que usted puede tomar para mejorar su salud.

El sobrepeso

La mayoría de las personas luchan con su peso en algún punto de sus vidas. Tener sobrepeso puede conducir a la presión alta, el colesterol alto, la diabetes y la apnea del sueño. La obesidad puede duplicar sus probabilidades para la enfermedad cardiaca. Consulte con su médico acerca de las modificaciones de estilo de vida y del peso ideal para usted.

Fumar

El tabaquismo triplica el riesgo de morir por enfermedad cardiaca e infarto cerebral en mujeres de mediana edad. Dejar de fumar es una de los mejores pasos que usted puede tomar para prevenir la enfermedad cardiaca y los infartos cerebrales.

El estrés

Si usted se siente presionada regularmente debido a la carga de trabajo en casa y en la oficina, su bienestar físico, sus hábitos de estilo de vida y su salud mental sufrirán – y también puede sufrir su sistema inmunológico y la capacidad de combatir las enfermedades. Tome los pasos necesarios para reducir el estrés.

Demasiado alcohol

El consumo excesivo de alcohol y las borracheras son factores de riesgo para la presión alta, la enfermedad cardiaca y los infartos cerebrales. El alcohol también puede causar problemas al interactuar con sus medicamentos.

Los anticonceptivos y la terapia de reemplazo hormonal (TRH) Los medicamentos que contienen estrógeno, la hormona femenina, aumentan el riesgo para los ataques cardiacos, los infartos cerebrales y los mini-infartos cerebrales (mini-apoplejía). Consulte con su médico acerca de estos medicamentos y sus efectos secundarios.

Tags: