Cómo prevenir y aliviar el dolor de espalda durante la pandemia – o en cualquier momento

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

27 de May de 2020


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

Esta fase prolongada de trabajar o de aislarse en casa debido a la pandemia de la COVID-19 probablemente está poniendo presión en su espalda. Las causas de la mala postura ahora incluyen sesiones más largas de lo normal frente a la computadora, horas y horas mirando televisión, o simplemente estar sentado por períodos más largos de lo normal.

Es hora de levantarse y hacer algunos ejercicios de estiramiento y otros ejercicios para prevenir o aliviar el dolor de espalda, dice Justin Thottam, D.O., fisiatra con el Center for Spine Care de Miami Neuroscience Institute, parte de Baptist Health South Florida. Durante una reciente presentación por Zoom titulada Back Pain: Prevention, Causes and Treatment (El dolor de espalda: La prevención, las causas y el tratamiento) (Vea el video en inglés abajo), el Dr. Thottam explica cómo moverse menos puede ser malo para su espalda, desde la columna cervical (el cuello) hasta la región lumbar o la espalda baja.

“Hemos estado en casa, incluyéndome a mí, más de lo acostumbrado”, dice el Dr. Thottam. “Por eso, yo sé que después de usar la computadora por un tiempo, o de ver televisión por un tiempo, o de usar el teléfono, todo el mundo empieza desplomarse un poco. Probablemente lo hemos estado haciendo sin darnos cuenta. Así que es importante estar pendiente de nuestra postura. Y al darnos cuenta de lo que estamos haciendo, corregir esa postura. Haga algunos de los ejercicios que pueda hacer. Haga ejercicios de estiramiento si es posible”.

La mayoría de los dolores de espalda se pueden evitar o minimizar si usted permanece activo y evito las posiciones y las actividades que puedan aumentar o causar el dolor – incluyendo levantar objetos pesados inadecuadamente, la mala postura en su estación de trabajo o posiciones al dormir en colchones que contribuyen a los dolores crónicos.

El ejercicio regular puede ayudar a reducir la tensión general en la espalda baja. Hacer ejercicios regularmente también le ayuda a recuperarse más fácilmente de las lesiones.

El exceso de peso también contribuye al dolor de espalda. Para proteger su espalda, es importante mantener un índice de masa corporal (IMC) saludable – una medida que utiliza su estatura y su peso para medir su grasa corporal. El exceso de peso pone más estrés en la espalda. Por ejemplo, si usted tiene un sobrepeso de 30 libras, eso es como cargar un peso de 30 libras todo el día. Eso puede fatigar sus músculos y debilitarle la espalda.

Los tratamientos no-quirúrgicos más convencionales para el dolor de espalda incluyen las aplicaciones de calor y de frío, los ejercicios de fortalecimiento, la fisioterapia, los antiinflamatorios, tales como el ibuprofeno y el Naproxeno, y dosis bajas de esteroides.

Los ortopedas y los entrenadores de ejercicios están de acuerdo de que los ejercicios regulares de fortaleza se deben enfocar en los músculos centrales que componen el abdomen y la espalda baja. Fortalecer los músculos centrales puede contribuir a una mejor salud de la columna vertebral y más protección contra las fracturas por sobrecarga y otras lesiones serias de la espalda para los atletas amateur o los guerreros de fin de semana. Cuando esos músculos centrales se contraen, estabilizan la columna, la pelvis y los hombros – y crean una base sólida de apoyo. Y eso es muy importante para realizar las actividades diarias, no solamente los deportes organizados.

“Al fortalecer sus músculos centrales, usted esencialmente está fortaleciendo los músculos alrededor de su columna”, explica el Dr. Thottam. “Cuando esos músculos se debilitan, más viaja ese estrés a su región lumbar o a su región cervical. Y eso puede acelerar la degeneración de los discos (lo cual puede resultar en la estenosis espinal, o el estrechamiento del canal espinal). La debilidad muscular también permite que avance la artritis”.

Con todos justificadamente enfocados en la protección contra las infecciones en estos tiempos, es más común olvidarse acerca de la importancia de la salud de la columna vertebral.

“Todos nacemos con una sola columna vertebral”, dice el Dr. Thottam. “Así que la mejor manera de cuidar de su columna es prevenir que le ocurra ningún daño. Trate todo lo que pueda. Puede comer saludablemente, bajar de peso, estar activo, hacer ejercicios en su casa diariamente o inclusive dos o tres veces al día si fuera posible. Yo sé que es mucho pedir y que usted puede no ver los resultados de inmediato. Pero a la larga, sabemos que eso ayuda mucho a los pacientes”.

Tags: ,