Aumentan las caídas mortales entre los adultos mayores, según un estudio. He aquí algunos pasos preventivos.

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

6 de June de 2019


Artículos Relacionados    


Este artículo está disponible en: Inglés

La cifra de estadounidenses mayores de 75 años que mueren después de una caída está aumentando rápidamente, según un nuevo estudio principal publicado esta semana en la revista médica JAMA.

La tasa de mortalidad debido a las caídas se ha más que duplicado desde el año 2000 hasta el año 2016, según encontraron los investigadores. En el 2016, la tasa de mortalidad debido a las caídas entre los adultos de 75 años o mayores era de 111 por cada 100,000 personas. Eso es un aumento significativo desde el año 2000 cuando la tasa de muerte era de 52 por cada 100,000 personas, cita el estudio.

Los investigadores dijeron que el motivo para el aumento aún no estaba claro, pero que sí había factores probables, incluyendo los medicamentos que aumentan el riesgo de las caídas y el mero hecho de que las personas están viviendo más tiempo, inclusive con condiciones crónicas que pueden hacerles más vulnerables a las caídas. Sin embargo, los investigadores dijeron que hacen falta más estudios.

“Las circunstancias detrás del aumento en las tendencias de mortalidad por parte de las caídas, aún no se comprenden plenamente”, concluyeron los autores del estudio. “Los estudios futuros se deben enfocar en explicar el reciente aumento en la mortalidad debido a las caídas, especialmente entre los grupos mayores, y qué se puede hacer para intervenir”.

Las causas de las caídas entre los adultos mayores de 65 años incluyen los tropiezos, los reflejos más lentos, una fortaleza muscular reducida, los problemas de la vista, las enfermedades, la deshidratación y las reacciones a los medicamentos que pueden incluir pérdida del equilibrio o mareos. Para los ancianos, las caídas pueden afectar la calidad de vida, especialmente si sufren lesiones serias, tales como las fracturas de cadera.

Cada año, más de uno de cada cuatro adultos mayores de 65 años se caerá. Para este grupo, las caídas son la causa número 1 de lesiones y la causa principal de muerte por lesiones.

Eso suma a unos 29 millones de caídas, 3 millones de visitas a los departamentos de emergencia, 800,000 hospitalizaciones, y 28,000 muertes cada año, según los Centros Para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE.UU. (CDC por sus siglas en inglés).

“Una caída seria puede ser mortal”, dice Samantha Taghva, M.D., doctora de medicina interna con Baptist Health South Florida. “Hay muchos datos que demuestran que después de una fractura de cadera, los pacientes esencialmente no son los mismos. La gente ya no es igual y caer en cama y a esa edad verdaderamente afecta la calidad de vida. Pero hay medidas que se pueden tomar para prevenir estas caídas”.

Medidas para prevenir las caídas
He aquí seis medidas primarias que usted puede tomar para prevenir una caída, según el National Council on Aging:

  1. Encuentre un buen programa de equilibrio y de ejercicios. Enfóquese en aumentar el equilibrio, la fortaleza y la flexibilidad. Encuentre un programa que le guste y vaya con un amigo.
  2. Hable con su proveedor de salud. Pídale una evaluación de su riesgo para las caídas. Comparta su historial de caídas recientes.
  3. Repase sus medicamentos regularmente con su médico. Asegúrese que los efectos secundarios no aumenten su riesgo para las caídas. Tome sus medicamentos como le haya sido indicado.
  4. Chequéese la vista y la audición anualmente, y renueve su receta para espejuelos. Sus ojos y sus oídos son la clave para mantenerle en sus pies.
  5. Mantenga su hogar seguro. Elimine los peligros de tropiezos, aumente la iluminación, asegure las escaleras e instale barras de apoyo en lugares claves.
  6. Hable con sus familiares. Pídales su apoyo para tomar pasos fáciles para mantenerse seguro. Las caídas no son solo asunto de los adultos mayores.

Factores de riesgo
La mayoría de las caídas son causadas por una combinación de factores de riesgo. Mientras más factores de riesgo tenga una persona, mayores serán sus probabilidades de caerse. Los CDC indican que los siguientes son los factores de riesgo principales para las caídas, especialmente entre los adultos de 65 años o mayores:

  • Debilidad en la parte inferior del cuerpo
  • Una deficiencia de vitamina D (no hay suficiente vitamina D en su sistema)
  • Dificultad para caminar y problemas de equilibrio
  • El uso de medicamentos, tales como tranquilizantes, sedantes o antidepresivos. Inclusive algunos medicamentos que se compran sin receta pueden afectar el equilibrio y su estabilidad cuando está de pie.
  • Problemas de la vista
  • Dolor en los pies o el uso de zapatos inadecuados
  • Algunos peligros tales como escalones rotos o desnivelados, alfombras de área o artículos en desorden con los cuales usted se puede tropezar

Si usted tiene familiares ancianos, es importante que alguien los visite, especialmente si viven solos, e inclusive si viven en un centro de vida asistida, dice la Dra. Taghva. Si tienen dificultad para caminar o para pararse, deben recibir fisioterapia supervisada por un médico, asumiendo que estén en buen estado de salud general.

“Deben estar aprendiendo cómo pararse con los dos pies y deben chequearse con un neurólogo si tienen dificultad con las sensaciones”, dice la Dra. Taghva. “Sabemos que muchas veces lo que sucede y por qué se cae la gente es que comienzan a perder la sensación en las plantas de los pies. Dan un mal paso y se caen”.


There are no comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *