Aumenta el uso del alcohol y las drogas durante la pandemia de la COVID-19

Move Down to Article

Compartir


Escrito por


Publicado

10 de September de 2020


Artículos Relacionados    


This post is available in: Inglés

Han pasado varios meses desde que el país comenzó a tomar medidas preventivas para reducir la transmisión del coronavirus. Con el cierre de muchos negocios y los horarios reducidos, millones de estadounidenses se han quedado sin trabajo. Otros han podido hacer la transición para trabajar remotamente, pero las cuarentenas autoimpuestas y las recomendaciones de distanciamiento social significan que muchas personas, tengan trabajo o no, están metidas en sus casas sin actividades sociales u otras formas de escape.

Septiembre es el Mes Nacional de la Recuperación, el cual tiene el propósito de educar a los estadounidenses de que el tratamiento para el abuso de sustancias y los servicios de salud mental pueden ayudar a que las personas con trastornos mentales y de abuso de sustancias puedan vivir vidas saludables y gratificantes.

Los expertos ya han comenzado a expresar inquietudes acerca de los efectos secundarios que los Estados Unidos aún está por ver, por causa de la COVID-19. Específicamente, se espera que haya un aumento en el abuso de sustancias durante la pandemia y tasas más altas de adicción como resultado, debido al estrés del aislamiento, el aburrimiento, el acceso reducido a recursos de recuperación y el desempleo. De hecho, ya existe evidencia preliminar que apoya este efecto, en los grandes aumentos en las ventas de alcohol y en la demanda para la entrega de bebidas alcohólicas.

The Recovery Village® recientemente condujo una encuesta sobre el uso de drogas y alcohol durante el pasado mes para obtener un mejor entendimiento de cómo la pandemia está afectando el uso de sustancias.

Los resultados de la encuesta de The Recovery Village®

La encuesta preguntó a 1,000 adultos estadounidenses (de 18 años y mayores) acerca de su uso de drogas y alcohol durante el pasado mes. Algunas preguntas pidieron a los encuestados que seleccionaran cada opción que se les aplicara, para que, en algunas ocasiones, el porcentaje total sería mayor de cien.

Los encuestados usaron las siguientes sustancias con más frecuencia:

  • Alcohol (88%)
  • Marihuana (37%)
  • Opioides recetados (15%)
  • Benzodiacepinas, tales como Xanax (11%)
  • Estimulantes recetados, tales como Adderall (10%)
  • Cocaína (9%)

Además, muchos encuestados demostraron tasas más altas de uso de drogas y alcohol. Entre los encuestados:

55% reportaron un aumento en el consumo de alcohol en el pasado mes, con un 18% reportando un aumento significativo en el uso de drogas ilícitas.

En los estados más afectados por el coronavirus (NY, NJ, MA, RI, CT), un 67% reportaron un aumento en el consumo de alcohol durante el pasado mes, con un 25% reportando un aumento significativo.

A los participantes se les preguntó por qué usaron sustancias durante el pasado mes.

De los encuestados:

  • 53% estaban tratando de lidiar con el estrés
  • 39% estaban tratando de aliviar el aburrimiento
  • 32% estaban tratando de lidiar con síntomas de salud mental, tales como ansiedad o depresión

Lo que significan los resultados

“Nuestras cifras están aumentando con nuevos pacientes con problemas de uso de alcohol y pacientes establecidos con una resurgencia en el uso de alcohol”, dice Rachel V.F. Rohaidy, M.D., psiquiatra de Baptist Health que se especializa en la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de trastornos mentales, adictivos y emocionales. Ella añadió, “Yo pienso que la tecnología ha desempeñado un papel importante en hacer más fácil el acceso al alcohol, ya que ahora podemos pedir que nos entreguen las cosas en casa y que nos empaquen las cosas para recogerlas”.

Los resultados de la encuesta indican que muchas personas pueden estar acudiendo a las drogas y al alcohol para lidiar con las presiones creadas por el coronavirus. El uso de drogas o alcohol para enfrentar las circunstancias de la vida, tales como el estrés o el aburrimiento, pueden convertirse en hábitos que conducen a los trastornos de abuso de sustancias. Cuando las personas usan drogas o alcohol en un esfuerzo por automedicarse y así lidiar con los síntomas de un trastorno de salud mental, estas personas pueden desarrollar un trastorno concurrente de abuso de sustancias. Los trastornos mentales concurrentes son muy comunes entre las personas con trastornos de abuso de sustancias.

Los servicios de recuperación y apoyo para la adicción ahora son más importantes que nunca, ya que estos recursos pueden ofrecer ayuda para aquellas personas que estén teniendo problemas de salud mental. Muchos grupos de apoyo de recuperación han mudado sus reuniones a plataformas por internet, y los servicios de telesalud les permiten a los pacientes recibir atención de salud mental desde la comodidad de sus propios hogares. Como resultado de la COVID-19, el país probablemente tendrá que dirigir su atención a los millones de estadounidenses que han desarrollado trastornos de abuso de sustancias durante la pandemia.

La Dra. Rohaidy ofrece los siguientes consejos para reducir el estrés causado por la pandemia:

  • Fijar límites sería lo primero en mi lista. Por ejemplo, poner restricciones estrictas de tiempo para el trabajo o la escuela y no dejar que esas actividades se mezclen con el tiempo familiar.
  • Limitar la exposición a los medios sociales y a las noticias. Si usted tiene que ver el noticiero, entonces fíjese un tiempo específico y solo un canal específico. No se inunde ya que eso solo servirá para aumentar el estrés.
  • Con la ayuda de seminarios en línea (webinarios), tales como los que puede encontrar en events.baptisthealth.net, ahora resulta fácil incorporar el ejercicio, la meditación y la vida saludable en nuestras vidas diarias.
  • Todo lo que necesitamos son 30 minutos de caminar para aumentar un poco el ritmo cardiaco, entre 3 y 4 veces por semana.
  • Mantenerse hidratados puede ayudar con el apetito y con las meriendas, recordando mantener metas saludables para la familia.
  • Fije la hora de comida cada noche para la familia. Incluya reglas tales como no dispositivos electrónicos y materiales de lectura en la mesa de comer. Hablen de lo que les preocupa. Incluir a los niños es una parte importante, ya que ellos también probablemente se sientan estresados.
  • Comience un nuevo pasatiempo o reviva uno viejo. Este es un gran momento para la creatividad. Esto le ayudará a aliviar el estrés y a pensar positivamente. Tener un pasatiempo le ayudará a sentirse parte de un grupo social y a sentirse mucho menos aislado. Piense en cosas como el tejido, el crochet, la pintura, la cerámica o quizás un proyecto de remodelación del hogar.

Si usted o alguien que usted ama está luchando con el abuso de sustancias y con otras inquietudes concurrentes de salud mental, The Recovery Village at Baptist Health puede ayudar. El primer paso es contactar a uno de nuestros atentos coordinadores de admisión, muchos de los cuales están en recuperación ellos mismos, para obtener más información acerca de la adicción, las opciones de tratamiento y el proceso de recuperación.

Tags: , , , , , , ,